El PSM-IV-ExM dice que Palma deberá devolver 1,5 millones a Europa si se paraliza la reforma de Camp Redó

Marisol Fernández Y Antoni Veger.
PSM-IV-EXM
Actualizado 25/01/2012 18:52:19 CET

PALMA DE MALLORCA, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

El concejal del grupo municipal del PSM-IV-ExM Antoni Verger ha afirmado que el Ayuntamiento de Palma deberá devolver al menos 1,5 millones de euros a Europa si se paraliza el proyecto de rehabilitación integral de las viviendas sociales de Camp Redó y por el cual recibió esta cantidad de los fondos comunitarios Feder.

Por ello, el nacionalista ha instado al equipo de gobierno municipal a mantener las inversiones del proyecto para evitar tener que devolver estas ayudas ya recibidas e invertidas. El portavoz de la coalición nacionalista ha registrado una proposición en este sentido, que se debatirá este jueves en sesión plenaria para tratar de conseguir una rectificación por parte de la Concejalía de Urbanismo.

"El PP está actuando de forma muy irresponsable con el proyecto de Camp Redó, poniendo en peligro el futuro de muchas familias, y abocando al Ayuntamiento a devolver un dinero ya invertido si no se finaliza la rehabilitación", ha incidido.

Además, el grupo municipal sobiranista y ecosocialista considera que si no se continúa con el Proyecto de Rehabilitación Integral de Corea "se pone en entredicho la seriedad y el nivel de compromiso del Ayuntamiento de Palma ante los estamentos europeos de cara al futuro, puesto que pidió las ayudas del programa Urban y por las cuales se le concedieron hasta tres millones de euros".

Asimismo, Verger ha señalado que es "responsabilidad" del actual equipo de gobierno mantener un proyecto avalado por Europa que permitiría dotar al barrio de Camp Redó de un equipamiento "muy necesario" como son el centro de día y las viviendas tuteladas previstas para el bloque XIV.

"Sería comprensible retardar las actuaciones por mor de las dificultades económicas, pero abandonar completamente el proyecto es una irresponsabilidad", ha sentenciado el nacionalista.

El portavoz del grupo municipal ha dicho también que el proyecto que pretende llevar adelante el PP de Cort es "totalmente inviable" puesto que el Plan General de Ordenación Urbana no permite una edificabilidad superior a los 60 habitantes por hectárea. "Esto supone que si se reedifica el espacio que ahora ocupan las viviendas de Corea tan sólo están permitidas hasta 130 viviendas". Ante esto, Verger se ha preguntado qué harían con las 568 viviendas que aún existen en este barrio y las personas que viven en ellas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies