Tres playas de Mallorca participan en un estudio sobre residuos y estacionalidad turística

 

Tres playas de Mallorca participan en un estudio sobre residuos y estacionalidad turística

Muestra de microplástico en la playa de Torà
CONSELL DE MALLORCA
Publicado 26/02/2017 12:49:35CET

PALMA DE MALLORCA, 26 Feb. (EUROPA PRESS) -

Las playas de Torà, en Peguera (Calvià), sa Cànova (Artà) y Es Caragol (Santanyí) serán algunas de las protagonistas de un estudio para analizar el impacto de los residuos ligados a la estacionalización turística, el cual ha comenzado este domingo con la recogida de muestras.

El programa se enmarca en el proyecto europeo Interreg-MED Blue Islands, y tendrá una duración de tres años en los que se analizarán tanto las áreas terrestres como marítimas de playas de varios países en colaboración con el Instituto Oceanográfico y Amigos de la Tierra, según ha indicado el Consell de Mallorca en un comunicado.

Así pues, para llevar a cabo la investigación se ha seleccionado una playa de uso turístico muy intenso, una frecuentada mayoritariamente por población local y otra con afluencia tanto local como turística, pero no con una intensidad tan elevada, conforme a los criterios establecidos por el Instituto de Ciencia y Tecnología Ambiental de la Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA).

El muestreo se ha iniciado con la delimitación de cien metros de línea de costa para trabajar. En primer lugar, se han recogido e inventariado todos los residuos que se han encontrado, incluidos los microplásticos -aquellos de menos de 0,5 cm-. A continuación, se han elegido cinco puntos de la zona delimitada para recoger muestras de arena. Las muestras se enviarán a la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) para su análisis.

Con la misma metodología, se están llevando a cabo recogidas de muestras en las islas que forman parte del proyecto: Rodas, Creta, Mikonos, Sicilia, Cerdeña, Malta o Chipre, entre otras.

El departamento de Medio ambiente del Consell de Mallorca, por su parte, realizará tareas técnicas de estudio y pondrá en marcha una campaña de sensibilización turística para fomentar el reciclaje.

Para llevar a cabo este trabajo, la institución insular contará con un presupuesto de 210.118 euros, de los cuales el 85 por ciento será financiado por la Unión Europea.

En total en el proyecto participan 13 entidades de siete países diferentes (Grecia, Croacia, Italia, Malta, Francia, Bélgica y España), coordinados por el Ministerio de Agricultura, Desarrollo Rural y Medio Ambiente de Chipre. El presupuesto total del proyecto es de 2,7 millones de euros.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies