Abe insta a Moon a ceñirse al acuerdo de 2015 sobre las 'mujeres de confort'

Contador
Shinzo Abe
REUTERS / KIM KYUNG HOON
Publicado 13/02/2018 5:40:27CET

MADRID, 13 Feb. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, ha instado al presidente surcoreano, Moon Jae In, a ceñirse e implementar el acuerdo firmado en 2015 sobre las denominadas 'mujeres de confort', un paso que, en su opinión, resulta necesario para poder ejercer una mayor presión conjunta sobre Corea del Norte.

Abe ha destacado que el acuerdo bilateral de 2015 confirma que los dos países finalmente e irreversiblemente han resuelto el polémico encontronazo sobre las 'mujeres de confort', las cerca de 200.000 coreanas que fueron utilizadas como esclavas sexuales por la tropas japonesas durante el periodo colonial de Japón sobre la península de Corea (1910-1945).

Las declaraciones del primer ministro han tenido lugar en relación con el encuentro mantenido con Moon el viernes en Seúl, la capital de Corea del Sur, de cara a la ceremonia de inauguración de los Juegos Olímpicos de Invierno, que se están celebrando en la localidad de PyeongChang.

Durante el encuentro, Abe aseveró que en diplomacia los líderes deben tomar decisiones aunque eso suponga renunciar a su propia postura, según ha recogido la cadena de televisión HNK.

Moon, que habría coincidido con Abe en la importancia de ejercer una mayor presión sobre Pyongyang, realizó una serie de sugerencias en enero sobre la posibilidad de que las autoridades japonesas supervisaran el asunto.

A finales de diciembre, un comité del Ministerio de Asuntos Exteriores de Corea del Sur resolvió que el acuerdo de 2015 no ha logrado satisfacer las necesidades de las víctimas, lo que ha provocado desde entonces un aumento de la tensión entre Tokio y Seúl.

El pacto, firmado bajo la Presidencia de Park Geun Hyem, resolvía "de forma irreversible" el asunto, por el cual Japón se comprometió a pedir perdón y crear un fondo para compensar a las víctimas y sus familias dotado con 1.000 millones de yenes (unos ocho millones de euros).

Sin embargo, Moon, que llegó al poder el pasado mayo, ha amenazado con renegociarlo por considerar que la compensación es insuficiente y ha instado a Abe en varias ocasiones a que sea él quien se disculpe públicamente en nombre de Japón.