Abren las urnas en Irak en las primeras elecciones desde la derrota del Estado Islámico

Voluntario en un colegio electoral en Baghdad
REUTERS / THAIER AL-SUDANI
Publicado 12/05/2018 6:15:41CET

BAGHDAD, 12 May. (Reuters/EP) -

Los ciudadanos iraquíes han comenzado a votar este sábado en las primeras elecciones parlamentarias que se celebran en el país desde la derrota del Estado Islámico, según ha informado a la televisión estatal.

En estos comicios se presentan más de 7.000 candidatos parlamentarios en un total de 18 provincias distintas, con el objetivo de ocupar uno de los 329 asientos que conforman el Parlamento iraquí en Baghdad.

La población de Irak acude este sábado a las urnas para unas parlamentarias que serán las primeras elecciones que se celebran en el país desde que el primer ministro, Haider al Abadi, declarara en diciembre la victoria de las autoridades sobre el grupo yihadista Estado Islámico.

Los ciudadanos iraquíes están llamados a votar en unos comicios en los que la sombra de los yihadistas seguirá presente, ya que el grupo ha amenazado con atentar contra los centros de votación y ha recomendado a los miembros de la comunidad suní que "permanezcan alejados de los mismos".

Así, el portavoz del grupo, Abú Hasán al Mojaher, destacó en una grabación que "todos los que participen en las elecciones, ya sean candidatos o votantes, son infieles y deben morir", tal y como recogió SITE Intelligence Group, un organismo especializado en hacer seguimiento a grupos terroristas.

El anuncio de Al Abadi sobre la derrota de Estado Islámico se ha visto sucedido por un periodo de relativa seguridad, si bien los yihadistas han continuado perpetrando atentados de forma casi diaria en la capital, Bagdad, y otras zonas del país --especialmente Anbar y Kirkuk--.

El número de ataques en Kirkuk ha sido tal que las autoridades de la región semiautónoma del Kurdistán llegaron a ofrecer el despliegue de los peshmerga en la provincia --en disputa con el Gobierno central-- para incrementar la seguridad de cara a las elecciones, si bien Bagdad no ha aceptado.

Sin embargo, las autoridades han incidido en que la seguridad está garantizada y han pedido a la población que acuda las urnas para intentar consolidar unas instituciones en reconstrucción después de la campaña militar de Estado Islámico y el desmoronamiento del Estado en parte del país.

Contador