Insurgentes matan a un soldado británico en el sur de Afganistán y lanzan misiles contra el oeste de Kabual

Actualizado 27/08/2006 11:26:30 CET

LONDRES, 27 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio de Defensa británico informó hoy de la muerte de un soldado británico en Afganistán, concretamente en la provincia de Helmand, en un ataque insurgente perpetrado esta madrugada, a las 5:00, hora local (las 2:30 en España peninsular).

También la OTAN informó del ataque y de la muerte de uno de sus soldados en Helmand, pero no había precisado su nacionalidad. Con este soldado ya son 21 los británicos muertos en Afganistán desde que Estados Unidos inició la guerra contra el régimen talibán de este país en 2001, y el número ocho en sólo un mes. El soldado pertenecía a la Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad (ISAF), comandada por la OTAN.

Además, esta misma mañana seis militares afganos y otro de la coalición resultaron heridos por disparos de mortero contra su base en la vecina provincia de Kandahar y fueron evacuados a un centro médico militar.

Por otro lado, en el este de la capital del país, Kabul, cayeron hoy varios misiles disparados por insurgentes, aunque sin provocar víctimas, según informó el jefe de Policía del distrito, general Zalmai Oryakail. Uno de los misiles cayó cerca de la comisaría de Policía, y otro causó daños en una casa.

Kabul suele quedar al margen de la intensa violencia que se ha extendido por el sur y el este del país, pero sí ha sido escenario de atentados con bombas y de ataques contra las tropas de la ISAF.

Afganistán está viviendo la peor ola de violencia desde la expulsión de los talibán en 2001. Más de 1.600 personas han muerto en los últimos cuatro meses, en su mayoría milicianos contrarios al Gobierno y las tropas internacionales, según un recuento de AP.

También hoy por la mañana, hombres armados asaltaron un autobús que transportaba a unos 30 prisioneros de Kandahar a Kabul, matando a un oficial de prisiones e hiriendo a un policía. Según fuentes policiales, todos los presos que huyeron en el ataque pudieron ser detenidos de nuevo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies