Detenidos en Alemania doce manifestantes que protestaban por la redada contra detractores del G-8

 

Detenidos en Alemania doce manifestantes que protestaban por la redada contra detractores del G-8

Actualizado 10/05/2007 12:57:34 CET

BERLIN, 10 May. (de la corresponsal de EUROPA PRESS Clara U. Molina) -

Más de 5.000 personas se manifestaron de manera espontánea en diferentes ciudades de Alemania en muestra de protesta ante la redada contra detractores del G-8 llevada a cabo ayer por las fuerzas de seguridad alemanas. Las protestas, violentas en Hamburgo y pacíficas en Berlín y Kiel, terminaron con la detención de doce personas.

En Hamburgo es donde se concentraron las mayores protestas. En esta ciudad del norte de Alemania la Policía detuvo a ocho manifestantes que lanzaron piedras y botellas a la autoridad. En la capital federal las protestas fueron pacíficas y reunieron a 3.000 personas, de las cuales cuatro fueron también detenidas. En Kiel, en el norte del país, 120 personas expresaron también de forma pacífica su desacuerdo.

Las manifestaciones se dieron como protesta ante la redada organizada ayer por la Policía alemana entre grupos y particulares contrarios al G-8. Las autoridades registraron 40 oficinas y apartamentos en las ciudades de Berlín, Hamburgo, Bremen y algunos otras localidades de estados federados colindantes.

Según fuentes policiales, las investigaciones se centraron en más de 18 personas sospechosas de estar organizando un supuesto "grupo terrorista", según palabras de los agentes policiales, con el fin de obstaculizar la cumbre del G-8 que se celebrará dentro de un mes en la localidad alemana de Heiligendamm.

Por su parte, fuentes del Gobierno alemán anunciaron que es posible que la seguridad en las fronteras se refuerce a propósito de la cumbre del 6 al 8 de junio con el fin de impedir la entrada a manifestantes violentos.

Cargos políticos de la izquierda (SPD) y de los Verdes criticaron las redadas organizadas. Claudia Roth, de la organización juvenil de los Verdes, acusó al Gobierno de alimentar un "clima de la escalada" que irá a más. La organización crítica ante la globalización Attac habló de la "criminalización del espectro entero de los detractores del G-8".

Según el portavoz del sindicato de la Policía, Honrad Freiberg, ha aumentado el riesgo de atentados por parte de la izquierda extremista. El extremismo de izquierdas ha cobrado "una dimensión totalmente nueva" unas semanas antes de la cumbre, afirmó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies