Argelia ha deportado a 27.000 inmigrantes procedentes del África subsahariana desde 2015

Publicado 23/03/2018 5:58:23CET

ÁRGEL, 23 Mar. (Reuters/EP) -

Las autoridades de Argelia han deportado a 27.000 inmigrantes procedentes del África subsahariana desde 2015 y continuará enviándolos de vuelta a sus países de origen a pesar de las críticas de los grupos de defensa de los Derechos Humanos, según ha informado este jueves el ministro del Interior, Nouredine Bedoui.

Argelia supone tanto un destino como una parada en el camino para los inmigrantes africanos que buscan una mejora de la calidad de vida y huyen de la pobreza, la represión y la inestabilidad.

La mayoría de aquellos que se quedan en Argelia provienen de países como Burkina Faso, Chard, Malí y Níger, entre otros, y muchos encuentran trabajo en el sector de la construcción. Algunos logran trasladarse a Marruecos o Libia con la intención de desplazarse posteriormente hasta costas europeas.

"Hemos deportado a 27.000 inmigrantes ilegales a sus países de origen desde 2015", ha señalado Bedoui ante el Parlamento, donde ha asegurado que la operación continúa. Según el ministro, las autoridades del país del norte de África han desmantelado varios grupos dedicados al tráfico de personas, pero han alertado de que muchas de estas redes aún siguen activas.

Activistas y ONG como Human Rights Watch (HRW) han criticado abiertamente dichas deportaciones desde Argelia. En febrero, HRW denunció que las deportaciones desde Argelia estaban teniendo lugar de forma "degradante", sin ofrecer ningún tipo de oportunidades a los inmigrantes tras revisar sus casos de forme individual.