Los mapamundis robados en la Biblioteca Nacional ya están en Madrid y serán depositados en un Juzgado

Actualizado 02/11/2007 20:21:12 CET

MADRID, 2 Nov. (EUROPA PRESS) -

Los ocho mapamundis robados de la Biblioteca Nacional (BN) y que fueron recuperados en Argentina han llegado a Madrid custodiados por agentes de Patrimonio Histórico de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO), según informaron a Europa Press en fuentes próximas a la investigación. Asimismo, fuentes de la BN indicaron que los citados documentos serán depositados en un Juzgado.

La semana pasada, la directora de la Biblioteca Nacional, Milagros del Corral, señaló que no confirmaría la autenticidad de los mapas y grabados entregados por César Gómez Rivero a la policía argentina "hasta que no se concluya el informe de peritaje".

"Hay que tener paciencia porque los primeros interesados en que los mapas y los documentos regresen a la Biblioteca Nacional, somos nosotros", insistió Del Corral, quien subrayó que el caso tiene que seguir el curso judicial.

En este sentido, anunció que, en cuanto sean cotejados los documentos, se ofrecerá una rueda de prensa para informar de todos los detalles, como su estado de conservación después del robo o sus características peculiares.

COMPROBAR LA AUTENTICIDAD.

Dos agentes del Grupo de Patrimonio Histórico de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil e Isabel Moyano Andrés, jefa de Reserva Impresa Técnica de la Biblioteca Nacional, partieron el 19 de octubre hacia Buenos Aires para comprobar la autenticidad y el estado de los incunables presentados por el autor confeso, César Gómez Rivero quien entregó, por medio de su abogado, ocho mapamundis que forman parte de la edición incunable de 1.482 de la obra de Ptolomeo Cosmografía. La Biblioteca Nacional denunció a finales del mes de agosto, la desaparición de un total de 19 ilustraciones contenidas en 13 láminas.

La institución informó que el ladrón había realizado el robo "burlando las estrictas medidas de seguridad en vigor en la BN desde principios de los noventa".

En este sentido, Del Corral apuntó que desde que ocurrió el robo se han "reforzado las medidas de seguridad" para que esto "no vuelva a ocurrir". "No hay ningún director de centro de conservación o de patrimonio que puede asegurar que tiene un riesgo cero en su institución", alegó Del Corral, quien advirtió que la "delincuencia contra Patrimonio es una modalidad en alza".