El arte se convierte en una nueva forma de protesta contra el Gobierno venezolano

 

El arte se convierte en una nueva forma de protesta contra el Gobierno venezolano

Un grupo de personas protesta contra el Gobierno venezolano
REUTERS / CARLOS GARCIA RAWLINS
Publicado 20/06/2017 20:32:48CET

CARACAS, 20 Jun. (Reuters/EP) -

En Venezuela el arte se ha convertido en una nueva forma de protesta contra el Gobierno del presidente, Nicolás Maduro, y ha surgido como una alternativa a los enfrentamientos que suceden casi a diario en las calles del país, en los que han fallecido más de 70 personas.

Grupos de alrededor de 20 personas se unen para recitar algunas frases mientras otros muestran el extracto de un poema escrito con letras de cartón reciclado que dicen "los que matan en realidad no han vivido".

La idea surgió de "los laboratorios de la protesta pacífica", que son reuniones clandestinas, algunas organizadas en librerías de Caracas, en las que unas 50 personas, entre ellas arquitectos, historiadores o cineastas, discuten sobre nuevas formas de sorprender en las protestas con un mensaje crítico hacia el Gobierno, que consideran una dictadura.

Los grupos irrumpen en las marchas opositoras o aparecen por sorpresa en espacios públicos y cada vez que lo hacen terminan con la frase "protesta pacífica", algo que no evita que la Policía cargue contra ellos usando, por ejemplo, gases lacrimógenos.

"Estamos tratando de interpretar lo que siente la gente común, que también nos acompaña", ha dicho Mariela Ramírez, miembro del colectivo artístico. "Somos civiles que decidimos organizarnos para llenar de contenido y sentido esta protesta", ha añadido.

Aquellos que participan en esta nueva forma de protesta consideran que su método pacífico tendrá mucho más éxito que los disturbios que se han desatado en medio de la ola de protestas antigubernamentales más fuerte que ha vivido Venezuela en los últimos años.

Del mismo modo, otros artistas incluyen sus piezas en las manifestaciones de la calle, como el pintor Óscar Olivares, amigo de uno de los jóvenes que murió en una protesta en Caracas por el impacto de una bomba lacrimógena en el pecho, según la Fiscalía.

Olivares suele acudir a las manifestaciones con algunos de sus coloridos dibujos y su obra reproducida en grandes pegatinas que los jóvenes incluyen en sus escudos de metal que utilizan para protegerse de la Policía y la Guardia Nacional.

"Ahora mi inspiración está enfocada en la protesta", ha explicado el pintor. "Me da satisfacción saber que mi arte puede servir de esperanza y protección", ha afirmado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies