Aumenta a seis heridos el balance del tiroteo en Phoenix

Actualizado 30/01/2013 20:45:56 CET

WASHINGTON, 30 Ene. (EUROPA PRESS) -

   Al menos seis personas han resultado heridas en un tiroteo registrado en un edificio de oficinas en Phoenix (Arizona) este miércoles, el mismo día en el que el Senado estadounidense debate sobre el control de armas por primera vez tras la masacre de Newtown, según ha informado en su página web la cadena radiofónica local KTAR.

   Hasta el edificio, que ha sido acordonado, se han desplazado equipos de Policía, el SWAT (la unidad de élite de la Policía) y trabajadores de servicios de emergencias para intentar localizar y detener al autor de los disparos. El edificio está situado en el cruce entre la calle número 16 y de la avenida Orangewood.

   Los hechos han tenido lugar a las 10.45 horas (18.45 hora peninsular española). Varios testigos han informado de que han escuchado varios disparos de bala. Además de acordonar el edificio de oficinas de tres plantas, las fuerzas de seguridad han evacuado los inmuebles próximos.

   Un testigo de los hechos que se ha identificado como Rob ha explicado a la emisora de radio local que ha escuchado entre cinco y seis disparos de bala poco antes de que los trabajadores abandonaran el edificio y aseguraran que había habido un tiroteo. Además, ha asegurado que ha visto a dos personas tendidas en el suelo en la parte trasera del inmueble.

   Karen Greenhow, otra de las testigos, que se ha refugiado en una habitación de la segunda planta. "He escuchado dos sonidos muy fuertes. Pensé que algo de la construcción se había caída, no lo relacioné con disparos en ese momento. Entonces alguien corrió por la oficina y dijo que había habido un tiroteo y que había un hombre con dos pistolas", ha relatado a la emisora KTAR.

   Otra testigo, Becky Neher, ha indicado que ha escuchado disparos pero que no se ha dado cuenta de que había un hombre armado hasta que no ha visto a la gente huir. "Estábamos en la segunda planta y vi a algunas chicas corriendo para salir del edificio por debajo de nosotros", ha dicho.

   Neher ha explicado que ella y otros empleados cerraron las puertas de su oficina antes de trasladarse a la parte trasera del edificio. Cuando cerraron las ventanas, varios empleados vieron a dos hombres tendidos en el suelo.