Las autoridades suspenden a tres clérigos en lo que la oposición tacha de atentado a la libertad de expresión

Actualizado 07/07/2015 5:33:36 CET

MANAMA, 8 Ago. (Reuters/EP) -

Las autoridades de Bahréin han prohibido a tres clérigos musulmanes que prediquen en mezquitas de la capital, Manama, y alrededores por "violar la ética y los principios del discurso religioso" con un dictamen que según los críticos del Gobierno supone una muestra más de la campaña de represión contra los disidentes.

La orden fue dictada por el Ministerio de Justicia y Asuntos Islámicos y por el Ministerio del Interior contra Kamel al Hashemi, Adel al Hamad y Mohammed al Mansi, dos de ellos chiíes, confesión mayoritaria en el país, gobernado por una dinastía suní.

"Su tono, método y lenguaje no respetaban la santidad del púlpito", según la nota ministerial comunicada por la agencia oficial de noticias BNA.

En respuesta, el principal grupo opositor del país, Wefaq, ha condenado la decisión por tratarse de "un ejemplo de la forma más repugnante de restringir la libertad de expresión, pensamiento y credo", y parte de una serie de medidas "sistemáticas para impedir el uso de los derechos políticos y la construcción de un sistema democrático.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies