Ban lamenta que Kiir y Machar "no se hayan comprometido a una fórmula para compartir el poder"

Publicado 04/02/2015 5:28:09CET

MADRID, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki Moon, ha lamentado este martes que el presidente de Sudán del Sur, Salva Kiir, y el líder rebelde y antiguo vicepresidente Riek Machar "no se hayan comprometido a una fórmula para compartir el poder" en el último acuerdo alcanzado entre ambos.

Ban ha recalcado a través de un comunicado que "no habrá una paz sostenible en Sudán del Sur a menos que sus líderes pongan los intereses de la población civil por encima de los suyos".

Asimismo, ha indicado que es "urgente" que se alcance un acuerdo de paz "inclusivo y exhaustivo" que "contemple reformas institucionales clave, la gobernanza económica, la reconciliación, y la rendición de cuentas por los crímenes cometidos desde el inicio del conflicto".

Por último, ha pedido a todas las partes en conflicto que respeten el acuerdo de cese de hostilidades alcanzado en enero de 2014 y que se preparen para la próxima ronda de conversaciones con el objetivo de "poner fin rápidamente al conflicto".

El acuerdo, firmado el domingo por ambos dirigentes, establece que Kiir seguirá siendo el presidente de un nuevo gobierno y que Machar será vicepresidente, así como un nuevo compromiso para respetar el citado alto el fuego.

Sin embargo, los rebeldes leales a Machar han subrayado que se deben cerrar varios detalles antes de que el acuerdo pueda describirse como un pacto de división de poderes, sin dar más detalles al respecto.

El jefe mediador de la Autoridad Intergubernamental de Desarrollo (IGAD), Seyum Mesfin, ha asegurado que ambas partes han acordado retomar las conversaciones el 20 de febrero. "Esas conversaciones serán definitivas y lo que les llevará a concluir un acuerdo exhaustivo para poner fin a la crisis en Sudán del Sur", ha dicho.

La IGAD es un bloque integrado por Etiopía, Kenia, Somalia, Sudán, Uganda, Yibuti, Eritrea y Sudán del Sur, y mediador en las conversaciones entre ambas partes enfrentadas en un conflicto que en los últimos meses ha amenazado con llevar a una guerra civil al país más joven del mundo.

El conflicto se ha saldado por el momento con más de 10.000 muertos y alrededor de 1,5 millones de desplazados, desencadenando una crisis humanitaria de grandes proporciones que ha provocado que gran parte de la población se encuentre en situación de inseguridad alimentaria.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies