Barnier dice que queda una cuarta parte del trabajo por hacer para cerrar el Brexit

Foto de archivo del negociador de la UE para el Brexit, Michel Barnier
REUTERS / FRANCOIS LENOIR
Publicado 20/04/2018 13:43:34CET

PARÍS/LONDRES, 20 Abr. (Reuters/EP) -

El negociador de la Unión Europea para el Brexit, Michel Barnier, ha informado de que queda una cuarta parte del trabajo por hacer para finalizar el tratado de salida de Reino Unido de la UE y temas tan espinosos por negociar como el de la gestión de la frontera entre Irlanda e Irlanda del Norte.

"Hasta ahora, hemos llegado a un acuerdo en el 75 por ciento de los temas a tratar", ha explicado Barnier en la cadena France 2. El representante europeo ha añadido que hay riesgos de que el proceso sea un fracaso si las dos partes no llegan a un pacto con respecto a asuntos como el de la frontera irlandesa.

Reino Unido y la Unión Europea se han comprometido a mantener el libre movimiento de personas y de mercancías entre Irlanda e Irlanda del Norte sin volver a los puestos de control previos al Acuerdo de Viernes Santo de 1998, que acabó con tres décadas de violencia en la región.

Una de las últimas polémicas en torno a este tema ha sido la publicación de un reportaje en el que el periódico británico 'The Telegraph'. El medio ha informado de que el equipo de Barnier ha rechazado las propuestas de Reino Unido con respeto a la frontera irlandesa, lo que pone en duda la capacidad real que va a tener el país de abandonar la unión aduanera.

Según ha recogido 'The Telegraph', las propuestas de la primera ministra británica, Theresa May, fueron "aniquiladas de manera sistemática y forense" esta semana durante una conversación entre el equipo de Barnier y el del negociador jefe de temas de Brexit de Reino Unido, Olly Robins. En France 2, Barnier ha recalcado que a aquellos en Reino Unido que dicen querer una "selección a la carta" les responderá que "de ninguna manera".

Este viernes, un portavoz del Ministerio del Brexit de Reino Unido ha subrayado que "protegeremos el lugar de Irlanda del Norte en el mercado interior de Reino Unido".