El Gobierno acepta la petición de la Iglesia para analizar la situación política del país

Actualizado 09/04/2008 9:33:36 CET

LA PAZ, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno Boliviano aceptó hoy la petición de la Conferencia Episcopal Boliviana (CEB) para crear las condiciones de un escenario de diálogo, y poder analizar junto con la oposición la forma de superar la crisis política que enfrenta el país, según informó la Agencia Boliviana de Información.

El portavoz de la Presidencia, Iván Canelas afirmó, en respuesta a la petición del clero, que el "Gobierno está de acuerdo en suspender toda campaña que puede afectar este proceso de construcción de diálogo", por lo que el Ejecutivo decidió emplazar también a los prefectos de Santa Cruz, Pando, Beni y Tarija, que impulsan sus estatutos autonómicos, a dar la misma señal.

Asimismo, expresó que espera que la oposición asuma esa misma postura, en especial el cruceño Rubén Costas, quien impulsa su campaña para la celebración del referéndum sobre su estatuto autonómico que prevé realizar el próximo 4 de mayo.

"Cuando se hizo la misma petición, el Gobierno decidió suspender su campaña en favor del nuevo texto constitucional, pero los prefectos opositores, lejos de colaborar, aceleraron la elaboración de sus referendos, "al margen de lo legal", añadió Canelas.

Además, ratificó su predisposición para que ese proceso de diálogo sea llevado a cabo en presencia de la Iglesia y de mediadores de la comunidad internacional, tal como lo había solicitado la oposición. "Nosotros tenemos los mejores propósitos para facilitar este proceso de diálogo, y esperamos que éste pueda ser a la brevedad posible", expresó Canelas.