Lluvias dejan 38 muertos, unos 34.000 damnificados y 14 vías de acceso a Bolivia completamente bloqueadas

Actualizado 09/02/2007 23:34:34 CET

LA PAZ, 9 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno boliviano informó hoy que desde que comenzaron las lluvias hace más de una semana 38 personas han muerto, unas 34.000 se encuentran damnificadas y 14 carreteras que conectan al país en rutas internas y externas están completamente bloqueadas, entre ellas, las que comunica a Argentina y Paraguay.

La mayoría de los damnificados se encuentran en el departamento de Santa Cruz (13.515), seguido de La Paz (5.762), Chuquisaca (4.219) y Cochabamba (4.058), informó el diario local 'La Razón'. El ministerio de Salud reportó 208 casos de dengue clásico y cinco del tipo hemorrágico.

El fenómeno de 'El Niño' ha generado fuertes precipitaciones en casi toda la parte oeste de Bolivia provocando derrumbes que han obstaculizado las vías. Según la Administradora Boliviana de Caminos (ABC), las principales carreteras afectadas son las de los departamentos de La Paz, Santa Cruz, Tarija, Cochabamba, Beni y Potosí.

Uno de los sitios más críticos es El Sillar, tramo que comunica a Santa Cruz con Cochabamba, donde los deslizamientos de tierra bloquearon el paso de cientos de camiones de carga de animales y alimentos, los cuales se encuentran detenidos desde el martes por la noche y parte de la mercancía está descomponiéndose y algunos animales ya murieron por falta de condiciones, informó el diario local 'La Razón'.

Decenas personas que viajaban en autobuses de pasajeros también se vieron seriamente perjudicadas por los atascos. Algunos han arriesgado su vida trepando las montañas que bordean las carreteras para pasar al otro lado y hacer trasbordo en otra unidad de pasajeros. Mientras tanto, en las terminales cientos de ciudadanos esperan abordar algún autobús para ir hacia su destino.

Por su parte, el Gobierno anunció que activó un sistema de cooperación internacional para asistir a los afectados. El 5 de febrero se hizo la primera entrega que consistió en 1.023 bolsas de 50 kilos de harina en almacenes de La Paz, por lo que similares cantidades se estarán entregando a los damnificados en los departamentos de Oruro, Santa Cruz y Cochabamba, informó la Agencia Boliviana de Información (ABI).

La Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) ayudó con 50.000 dólares (38,44 mil euros) para gastos de transporte y la construcción de viviendas en las comunidades en las zonas más perjudicadas.

Por su parte, Venezuela envió un cargamento con agua, alimentos, herramientas y carpas, por un total de 132 toneladas, las mismas que se distribuirán en las regiones afectadas del departamento de Santa Cruz.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies