Morales anuncia la compra de 6 helicópteros a China y reitera que no permitirá el regreso de la DEA

Actualizado 14/11/2011 23:07:33 CET

LA PAZ, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

Bolivia comprará a China seis helicópteros para fortalecer su Ejército y mejorar su capacidad de respuesta, ha informado este lunes el presidente de ese país, Evo Morales, durante el acto militar en el que ha reiterado que no permitirá el regreso de la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA).

"Empezamos a equipar a las Fuerzas Armadas. Hemos decidido seguir equipando al Ejército; empezamos a tramitar, con ministros en China, para comprar seis helicópteros", ha explicado en el acto por los 201 años de la creación del Ejército boliviano celebrado en la ciudad andina de El Alto.

Durante su discurso, el mandatario indígena ha vuelto a exigir respeto a la soberanía territorial de esa nación sudamericana y ha aclarado que no autorizará el regreso de agentes de la DEA para trabajar en la lucha contra el narcotráfico, pues asegura que los militares bolivianos están capacitados para cumplir con esa misión.

"Jamás en nuestra gestión ni por la Constitución volverán bases militares a Bolivia y menos la DEA, pues ustedes demostraron capacidad para enfrentar al narcotráfico", ha advertido. "Eso terminó y será para siempre", ha enfatizado.

"Estoy convencido de que la DEA no luchaba contra el narcotráfico sino controlaba el narcotráfico con fines geopolíticos", ha asegurado.

Morales ha lanzado estas advertencias días después de que La Paz firmara el Acuerdo Marco para unas Relaciones Bilaterales de Mutuo Respecto y Colaboración, como paso previo a la normalización de las relaciones diplomáticas, rotas desde hace tres años.

En octubre de 2008, Morales declaró persona non grata al entonces embajador de estadounidense, Philip Goldberg, por haber participado en un plan de conspiración contra su Gobierno, una estrategia que habría sido impulsada por políticos y figuras relevantes de la oposición.

Poco después expulsó a los representantes de la DEA en Bolivia, uno de los principales productores de hoja de coca, cuyo masticado forma parte de las tradiciones ancestrales de los indígenas de ese país.

La Casa Blanca respondió con la expulsión del legado boliviano en Washington, Gustavo Guzmán, sin que hasta la fecha se hayan enviado nuevos embajadores para restablecer la situación. Los vínculos diplomáticos bilaterales corren ahora a cargo de misiones comerciales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies