Bruselas avisa a Macedonia que no recomendará la apertura de negociaciones si no acomete antes reformas

Publicado 12/06/2017 15:07:37CET

El comisario de Ampliación alerta de que persistirá la fragilidad en los Balcanes si cada uno de los países no entra en la Unión Europea

BRUSELAS, 12 Jun. (EUROPA PRESS) -

El comisario europeo de Ampliación, Johannes Hahn, ha avisado este lunes al Gobierno macedonio que no recomendará a los Gobiernos europeos para apertura de las negociaciones de adhesión de nuevo si no acomete antes ciertas reformas.

"Pasos significativos y sustanciales hacia la aplicación de las prioridades de reforma claves son clave para obtener una recomendación positiva de nuestra parte", ha explicado el comisario en rueda de prensa.

"Sólo las elecciones y la formación del nuevo Gobierno no es suficiente para obtener esta recomendación. Nos gustaría ver ciertos esfuerzos reformas" entre ahora y otoño, cuando el Ejecutivo comunitario hará su "primera evaluación" de los mismos, ha añadido, a escasas horas de su encuentro con el nuevo primer ministro macedonio, Zoran Zaev, con el que abordará la necesidad de avanzar de forma "urgente" en las reformas prioritarias acordadas y que han estado "un poco fuera del radar" por la crisis política.

También ha confiado en que los Estados miembro puedan encontrar "una solución, al menos para comenzar las negociaciones" de adhesión con el país balcánico como viene recomendando desde 2009 la Comisión, al ser preguntado si confía en que se superen las reservas de países como Grecia, que lleva años vetando los avances con el país por la disputa sobre el nombre del país, o de Bulgaria, que exige firmar un Tratado bilateral para garantizar buenas relaciones entre vecinos, que han impedido hasta ahora empezar las negociaciones pese a ser candidato desde 2005.

"Supongo que todos los Estados miembro han entendido que el hecho de que no han podido acordar abrir las negociaciones de adhesión en los últimos 8, 9 años, ha llevado a los desafíos a los que nos hemos enfrentado en el último año, dos años y, por lo tanto, supongo que hay un cambio de pensamiento por su parte", ha dicho, dejando claro que los europeos deben "cumplir" si Skopje hace el "progreso necesario" en las reformas.

Hahn ha rechazado no obstante que esté culpando a los Gobiernos europeos por la crisis política en el país. "No, la responsabilidad la tiene la gente en el país", ha dicho. Pero ha insistido en que Macedonia era "el mejor alumno de la clase hace diez, doce años", algo que "no es el caso hoy" y en que "la falta de perspectiva concreta (sobre el proceso de adhesión a la UE) ha influido desde luego en la situación en el país", cuya estabilización debería interesar "especialmente" a sus vecinos.

En todo caso, ha rechazado "especular" sobre la posible denominación del país para entrar en la UE y la OTAN y si podría ser el acrónimo ARYM (Antigua República Yugoslava de Macedonia). "No quiero especular. Es demasiado prematuro por ahora", ha zanjado.

El comisario de Ampliación ha insistido en el interés de los propios países europeos en la estabilidad de los Balcanes y ha alertado de que sin su entrada en la Unión Europea "la región permanecerá frágil" a la luz de "cierta retórica nacionalista, populista" que se ve en la misma. "Y esto a largo plazo no es aceptable tampoco para la UE. Tenemos que tener todo el interés en resolver este problema", ha explicado.

"La solución pacífica final para la región sólo se puede encontrar si todos estos países son parte y están integrados en la Unión Europea", ha avisado, insistiendo en que no sólo puede haber "perspectiva" sino que debe convertirse en "realidad".

"La elección entre exportar estabilidad o importar inestabilidad está clara para todo el mundo", ha asegurado, recalcando con todo que la adhesión está sujeto al cumplimiento de criterios "claramente definidos" y depende de los esfuerzos "propios" que haga cada país aspirante.

Al ser preguntado cuándo estima que podría entrar un nuevo país de la zona en la UE, teniendo en cuenta que el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, ya dejó claro que no entraría ningún país durante su mandato --que vence en 2019-- el comisario Hahn ha confiado en que "no es irrealista" pensar en que "podría materializarse durante el próximo mandato" del Ejecutivo comunitario.

Hahn ha defendido que "Serbia y Montenegro están en el buen camino" dado que ya han abierto 26 y ocho capítulos de los 35 en que se dividen las negociaciones, respectivamente y ha confiado en que con ambos países se abran "más capítulos" en junio.

Además, ha dejado claro que "no es realista concluir ninguna" negociación de adhesión antes de que acabe el actual mandato de la Comisión porque exigiría cerrarla "a finales de año o principios de año que viene" para dar el tiempo necesario para completar los proceso de ratificación parlamentario.

Hahn ha rechazado que "el área económica regional" en los Balcanes que ha confiado en que se acuerde en la cumbre con los países de la zona el 12 de julio en Trieste (Italia) pese a las reservas de Kosovo y Montenegro sea un proyecto "para distraer de la perspectiva europea" o "una solución en lugar de la membresía futura" y ha defendido que "al contrario" es algo que ayudará a prepararles para participar en el mercado único europeo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies