Bruselas espera que la cumbre UE-CELAC ayude a "sacar del atolladero" las negociaciones con Mercosur

Publicado 28/05/2015 12:29:54CET

Uruguay pide no caer en el desánimo por las dificultades y espera un "impulso final" al capítulo comercial

BRUSELAS, 28 May. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Europea confía en que la próxima cumbre de junio entre la Unión Europea y América Latina y Caribe (UE-CELAC) sirva para dar un impulso al más alto nivel a las negociaciones comerciales con los países de Mercosur y sacar estas conversaciones del "atolladero" en el que se encuentran.

"Está claro para Mercosur y para la Unión Europea que se necesita una decisión política para poder salir adelante", ha dicho el jefe de la Unidad de Relaciones comerciales con Latinoamérica del Ejecutivo comunitario, Matthias Jorgensen, en un panel celebrado en el Parlamento Europeo sobre el futuro de las relaciones entre las dos regiones.

Jorgensen ha asegurado que existe un fuerte compromiso entras las partes para avanzar hacia el acuerdo, con el intercambio de ofertas comerciales, pese a que dicho intercambio "no ha sido posible" desde que se reanudaran los contactos en 2010, tras años con las negociaciones congeladas.

"Esperamos que en el contexto de la Cumbre podamos tener una buena reunión ministerial el 11 de junio, para tratar al nivel más alto cómo salir del atolladero en que nos encontramos", ha explicado el representante comunitario. El objetivo, ha dicho, es examinar el modo de "seguir adelante" y "decidir los pasos a seguir".

Para ello, Bruselas trabaja con "todos los interlocutores" que permita un resultado positivo en la cita de dentro de dos semanas en la capital europea. "Esperamos que sea un hito", ha concluido.

También el director ejecutivo para Las Américas del Servicio Europeo de Acción Exterior de la UE (SEAE), Christian Leffler, ha señalado la cumbre UE-CELAC como una oportunidad para avanzar en las negociaciones comerciales. "Esperamos que en un futuro próximo podamos progresar con Mercosur", ha apuntado.

NO CAER EN EL DESÁNIMO

Del lado del Cono Sur, el embajador de Uruguay ante la UE y Bélgica, Walter Cancela, ha reconocido que el acuerdo entre la UE y Mercosur es "quizás el más complejo" de los negociados entre las dos regiones y ha pedido que el "largo y duro proceso" no desanime a los negociadores.

El embajador ha señalado la "clara oposición" de intereses ofensivos y defensivos entre las partes, pero ha asegurado que los pilares de diálogo político y de cooperación están "casi concluidos".

Sobre el área comercial, el más complejo, Cancela ha dicho que desde el lado de Mercosur confían en "empezar a concluir" el capítulo de acceso a los mercados a lo largo de este año.
"Esperamos que el encuentro de cancilleres y ministros de Comercio con (la comisaria de Comercio, Cecilia) Mamstrom, dé el impulso final a esta fase", ha concluido.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies