El rey de Bután entrega el poder a su hijo, un año antes de lo previsto

Actualizado 16/12/2006 10:59:34 CET

GAUHATI (INDIA), 16 Dic. (AP) -

El rey de Bután, Jigme Singye Wangchuck ha entregado sus poderes a su hijo, el príncipe heredero Jigme Jesar Namgyel Wangchuck, más de un año antes de lo previsto, según informaron hoy fuentes oficiales.

Según estas fuentes, el monarca firmó un decreto real por el que entrega el pequeño reinado del Himalaya, en una sesión especial del Gabinete del país, al que asistieron los ministros y los miembros del Consejo Real, en Thimphu, capital de Bután. El decreto fue publicado en el periódico estatal 'Keunsel'. El rey aseguró que "un futuro muy brillante" espera a Bután, "con el liderazgo de un nuevo rey y un sistema democrático de Gobierno", señaló el rotativo. "Ha llegado el tiempo para que entregue mis responsabilidades a Jigme Khesar Namgyel Wangchuck", agregó.

En diciembre de 2005, el rey Wangchuk, de 51 años, anunció que renunciaría a su cargo y entregaría su poder a su hijo y que convocaría las primeras elecciones democráticas del país para 2008. Además, el reino, situado en el Himalaya, entre India y China, se encuentra en proceso de adoptar una nueva Constitución.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies