La Casa Blanca asegura que Trump aún quiere trabajar con Putin para mejorar las relaciones bilaterales

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump
REUTERS / YURI GRIPAS
Publicado 26/03/2018 20:48:54CET

WASHINGTON, 26 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aún quiere trabajar con su homólogo ruso, Vladimir Putin, para mejorar las relaciones bilaterales, ha aclarado este lunes el portavoz de la Casa Blanca, Raj Shah, horas después de que la potencia norteamericana ordenara el expulsión de decenas de diplomáticos rusos en represalia por el ataque químico contra el exespía ruso Sergei Skripal y su hija, Yulia.

"Quiere trabajar con Rusia", ha afirmado Shah en la rueda de prensa diaria de la Casa Blanca, interrogado sobre la posición de Trump respecto a las relaciones entre ambos países. Sin embargo, "sus acciones algunas veces no nos lo permiten", ha apostillado, en alusión al Kremlin, y ha remachado: "La pelota está en su tejado".

Shah ha explicado que Trump ha decidido actuar porque envenenar a Skripal y su hija "ha sido una acción temeraria que pone en peligro no solo a las dos personas que fueron envenenadas, sino a muchos civiles inocentes". "No es el tipo de conducta que Estados Unidos o sus aliados pueden aceptar", ha remachado.

El portavoz gubernamental ha defendido que la expulsión de los diplomáticos rusos evidencia que "hay consecuencias" y ha instado a Rusia a "cambiar su comportamiento" para reconstruir las relaciones con Estados Unidos y sus socios internacionales.

Los investigadores británicos han determinado que Skripal y su hija, que fueron encontrados inconscientes el pasado 4 de marzo en un banco de las calles de la localidad inglesa de Salisbury, fueron envenenados con Novichok, un gas nervioso de desarrollo militar que data de la era soviética.

El Gobierno de Theresa May ha culpado al Kremlin de este ataque y en consecuencia expulsó a 23 diplomáticos rusos. Downing Street había pedido a sus socios que hicieran lo mismo en solidaridad con Reino Unido y este lunes 16 países de la UE, entre ellos España, así como Estados Unidos, Canadá, Ucrania, Noruega y Albania han anunciado al expulsión de diplomáticos rusos.

En el caso de Estados Unidos, ha ordenado echar a 60 agentes rusos y cerrar el consulado en Seattle. Entre los afectados hay 12 miembros de la misión de Rusia en la ONU que ha señalado como "agentes de Inteligencia" que "han abusado de su privilegio de residencia" al realizar "actividades de espionaje".

También figura el jefe del Centro Ruso de Ciencia y Cultura en Washington, Oleg Zhigánov. "Es una acción indignante imposible de evaluar porque tenemos un solo centro cultural", ha lamentado la jefa de la agencia federal para cooperación, Eleonora Mitrofanova, en declaraciones a la agencia de noticias Sputnik.

Rusia, que ya actuó en reciprocidad con Reino Unido, ha avanzado que dará una "respuesta simétrica" a las expulsiones anunciadas este lunes, si bien ha aclarado que analizará caso por caso para actuar de forma adecuada con cada país.