La CELAC no fija una postura común sobre Venezuela ante la ausencia de siete países

 

La CELAC no fija una postura común sobre Venezuela ante la ausencia de siete países

CELAC
REUTERS
Publicado 03/05/2017 1:50:07CET

MADRID, 3 May. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Relaciones Exteriores de El Salvador, Hugo Martínez, ha anunciado este martes que la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), que ha celebrado este martes una reunión de emergencia en el citado país para abordar la situación en Venezuela, no ha podido fijar una postura común y emitir una resolución ante la ausencia de siete países.

Los cancilleres de Bahamas, Brasil, Barbados, México, Trinidad y Tobago, Paraguay y Perú no han asistido al encuentro, por lo que no se ha logrado fijar la posición del bloque.

Martínez ha explicado que incluso con la presencia de todos tampoco se puede emitir una resolución "cuando uno de los países no está de acuerdo en el punto que se discute".

No obstante, ha matizado que en la próxima cumbre oficial de la CELAC, que tendrá lugar durante la segunda quincena de este mismo mes en República Dominicana, se seguirá debatiendo la cuestión venezolana.

La reunión se convocó a petición de la canciller de Venezuela, Delcy Rodríguez, quien solicitó un encuentro de los cancilleres para abordar las "amenazas" contra el orden democrático en el país.

En una comunicación enviada por el director general de política exterior y coordinador nacional para la CELAC, Jorge Alberto Arandao, El Salvador --que ejerce la presidencia 'pro témpore' del organismo-- aceptó la solicitud de Rodríguez y convocó el encuentro para este martes, 2 de mayo.

"Tendrá como punto único de agenda tratar las amenazas contra el orden democrático constitucional en la República Bolivariana de Venezuela, así como las acciones intervencionistas contra su independencia, soberanía y autodeterminación", explicó entonces en el texto.

La tensión política en Venezuela alcanzó un nuevo pico el pasado marzo, cuando el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) despojó temporalmente de sus poderes a la Asamblea Nacional --controlada por la oposición desde 2016-- y dejó sin inmunidad parlamentaria a los diputados.

El Gobierno de Maduro ordenó dar marcha atrás en ambas decisiones, algo que el TSJ cumplió, pero la oposición y la Organización de Estados Americanos (OEA) consideran que se ha producido una "ruptura del orden constitucional" que requiere elecciones anticipadas.

Desde entonces la Mesa de Unidad Democrática (MUD) --coalición opositora-- no ha dejado de convocar manifestaciones que han acabado en enfrentamientos con las fuerzas de seguridad.

Maduro, por su parte, ha atribuido los hechos de violencia a grupos armados por la oposición que, según denuncia, pretende facilitar una intervención extranjera en Venezuela para derrocar a su Gobierno.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies