China acusa al Dalai Lama de promover los conflictos religiosos en el Tíbet

Actualizado 10/05/2006 16:23:03 CET

BEIJING, 10 May. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno chino acusó hoy al Dalai Lama de promover los conflictos religiosos en el Tíbet, incrementando así sus críticas contra el dirigente en el exilio a pesar de las negociaciones para establecer un diálogo más permanente con él.

Según el alcalde de Lhasa, Norbu Dunzhub, el Dalai Lama inspiró un ataque el pasado mes en el Monasterio Gandain, donde monjes budistas rompieron dos estatuas de una deidad y se enfrentaron con los fieles.

"En un nivel fundamental, fue provocado por el grupo del Dalai, cuyo propósito es generar conflictos entre las diferentes sectas del budismo tibetano, consecuentemente saboteando la unidad del Tíbet", denunció el primer edil citado por la agencia Xinhuá.

El conflicto gira en trono a un desacuerdo sobre una deidad tibetana, Dorgje Shugden, cuyo culto ha sido señalado por el Dalai Lama como causa de divisiones en el seno del budismo. Al menos una de las estatuas destruidas en el ataque en el Monasterio Gandain, sede de la secta Gelug, del Dalai, fue al parecer de Dorgje Shugden.

Los soldados comunistas chinos ocuparon el Tíbet en 1951 y el Dalai Lama huyó al exilio en India, después de un fracasado alzamiento en 1959 en contra del cada vez más opresivo dominio indio. Los chinos consideran al Dalai un separatista que quiere usar su poder religioso para lograr la independencia del Tíbet, que de acuerdo con Beijing ha formado parte de China durante siglos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies