China investiga sus dos principales redes sociales, WeChat y Weibo

 

China investiga sus dos principales redes sociales, WeChat y Weibo

Contador
Publicado 11/08/2017 15:47:41CET

PEKÍN, 11 Ago. (Reuters/EP) -

Las autoridades chinas están investigando las redes sociales WeChat y Weibo, lo equivalente a WhatsApp y Facebook/ Twitter, por infringir una nueva normativa emitida en mayo que hace más restrictivo el contenido compartido y obliga a la supervisión del Partido Comunista Chino, una medida que ya ha causado pérdidas millonarias a las empresas.

Además de la aplicación WeChat, del grupo Tencent Holdings, y de la corporación Weibo, la Administración del Ciberespacio también ha abierto una investigación contra el foro Tieba, propiedad de Baidu Inc's. Las tres han sido acusadas de haber incumplido una nueva legislación que contempla la censura del contenido obsceno, violento y considerado ofensivo por el criterio del Partido Comunista Chino.

"Los usuarios están difundiendo violencia, terror, rumores falsos, pornografía y otros peligros para la seguridad nacional, la seguridad pública y el orden social", ha declarado la institución reguladora en su página web.

La única red social que ha contestado a las órdenes de investigación ha sido Baidu, que ha expresado su "profundo arrepentimiento" y su intención de "cooperar activamente con los departamentos del Gobierno para rectificar el problema e incrementar la intensidad del control".

El control ha aumentado desde mayo después de que las autoridades emitieran regulaciones más restrictivas y establecieran la supervisión obligatoria por parte de personal sancionador del partido. La normativa trata de evitar que los usuarios traspasen el llamado "Gran Cortafuegos" chino y puedan acceder a páginas extranjeras.

Las autoridades chinas citaron a las tres empresas en julio para exigirlas "limpiar y rectificar" sus contenidos, mostrando ejemplos que no debían ser permitidos como rumores de miembros del Partido o tergiversaciones de la historia del país.

Antes de la reunión, Weibo fue obligada a cerrar parcialmente su plataforma de vídeo acusada de infracciones, lo que supuso pérdidas de 1.300 millones de dólares entre la empresa y su compañía matriz, Sina Corp.

El presidente chino, Xi Jinping, ha hecho de la "soberanía cibernética" del país una prioridad, reafirmando el liderazgo del Partido Comunista Chino en la determinación de los temas de debate 'online' y sus límites. La vigilancia ha aumentado de cara a la celebración del 19 Congreso Nacional del Partido a finales de 2017.

La bolsa de Hong Kong ha reaccionado negativamente a las noticias, y las empresas han cerrado con pérdidas de al menos el cinco por ciento. Los inversores esperan ahora la cotización en el parqué estadounidense.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies