El primer ministro chino acortará su viaje a Japón por las declaraciones de Abe sobre las esclavas sexuale

Actualizado 19/03/2007 13:30:40 CET

BEIJING, 19 Mar. (EUROPA PRESS) -

La próxima visita del primer ministro chino, Wen Jiabao, a Japón en abril próximo quedará acortada de los cinco días inicialmente previstos a tan sólo tres en respuesta a las declaraciones realizadas a principios de mes por el 'premier' japonés, Shinzo Abe, quien aseguró que no existen pruebas de que las esclavas sexuales que este país utilizó durante la Segunda Guerra Mundial fueran forzadas.

Aunque Abe matizó sus declaraciones poco después, tras el revuelo causado, el Gobierno nipón aprobó el viernes pasado un documento insistiendo en la misma teoría de que las "mujeres del consuelo", como denominan en Japón a estas mujeres, la mayoría de ellas coreanas y chinas, eran prostitutas voluntarias.

La fecha de la visita de Wen Jiabao todavía no ha sido fijada, pero el primer ministro podría llegar a Tokio el día 11 de abril y permanecer sólo tres días, de acuerdo con fuentes japonesas citadas por el diario 'South China Morning Post'.

Wen se convertirá, además, en el primer dirigente chino que pronuncie, tras más de 20 años, un discurso ante el Parlamento nipón, en el que se espera sea uno de los momentos álgidos de su visita. La diferencia con hace dos décadas, sin embargo, es que China es ya una superpotencia asiática que puede hablar de tú a tú a Japón, señalan los analistas.

La agenda también incluirá una visita a la ópera china en Tokio, en un guiño con el que los nipones intentarán transmitir su buena voluntad. Pero fuera de los planes, tras el reajuste de tiempo, se queda una aparición del líder chino en la televisión japonesa, donde estaba previsto que respondiera a las preguntas del público, tal y como hizo, en el año 2000, su predecesor, Zhu Rongji.

El pasado viernes, en la rueda de prensa celebrada tras el fin de la reunión anual del Parlamento chino, el primer ministro declaró que esperaba que, del mismo modo que la visita de Abe a China, en octubre pasado, sirvió para "romper el hielo", la suya de esta primavera contribuya a "deshacerlo".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies