La coalición asegura haber interceptado un misil balístico lanzado por los huthis contra Arabia Saudí

Publicado 12/01/2018 2:24:57CET

MADRID, 12 Ene. (EUROPA PRESS) -

La coalición internacional que encabeza Arabia Saudí ha asegurado este jueves haber interceptado un misil balístico disparado por los rebeldes huthis contra territorio saudí, recalcando que no se han registrado víctimas.

El portavoz de la coalición, Turki al Malki, ha afirmado que el proyectil fue lanzado contra la localidad de Najran (suroeste), siendo "interceptado y destruido sobre sus cielos, sin pérdida de vidas", según ha informado el diario local 'Saudi Gazette'.

Asimismo, ha subrayado que "esta acción hostil por parte de las milicias respaldadas por Irán demuestra la continua participación del régimen iraní en su apoyo a los huthis, desafiando de forma clara y explícita las resoluciones 2216 y 2231 de la ONU".

"Estos (lanzamientos) están destinados no sólo a amenazar la seguridad de Arabia Saudí, sino de toda la región y el mundo, ya que lanzar misiles balísticos contra zonas densamente pobladas es contrario al Derecho Humanitario", ha remachado.

La coalición liderada por Arabia Saudí ha lanzado miles de ataques aéreos contra los huthis, sus fuerzas aliadas y civiles desde que comenzó su intervención en la guerra de Yemen para respaldar a las fuerzas del Gobierno que encabeza Abdo Rabbu Mansur Hadi.

Por su parte, los huthis, que cuentan con el apoyo de Irán, han lanzado numerosos proyectiles contra Arabia Saudí, la mayoría de los cuales han impactado en el sur del país, matando a decenas de civiles y miembros de las fuerzas de seguridad.

La guerra en Yemen, uno de los países más pobres del mundo árabe, estalló en 2015 entre las fuerzas de Hadi y los huthis. El conflicto ha dejado más de 10.000 civiles muertos y al país al borde de la hambruna y sacudido además por un brote de cólera.

El enviado especial de Naciones Unidas para Yemen, Ismail Uld Cheij Ahmed, lleva meses manteniendo contactos con las partes en conflicto para intentar que se sienten en la mesa de negociaciones para poner fin a la guerra en el país.