Colombia advierte a Venezuela de que si sus militares no abandonan el país serán "apresados"

 

Colombia advierte a Venezuela de que si sus militares no abandonan el país serán "apresados"

Presidente Juan Manuel Santos
REUTERS
Publicado 25/03/2017 1:39:07CET

MADRID, 25 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, ha advertido al Ejército de Venezuela de que si no retira a todos los soldados venezolanos que han establecido un campamento militar en suelo colombiano "serán apresados" y acusados de invasión del territorio.

Según han confirmado fuentes gubernamentales a Caracol Noticias, Santos ha hecho un llamamiento a su cúpula militar para movilizar "a 300 soldados" con el objetivo de expulsar del país a los cerca de 60 militares venezolanos que se habrían establecido en el municipio de Arauquita, en el departamento de Arauca.

A pesar de que el propio Santos anunció en la víspera que había salido "el último soldado venezolano" del citado campamento, Caracol Noticias asegura que Santos, en una "acalorada" conversación con su homólogo venezolano, Nicolás Maduro, habría insistido en la necesidad de que los militares abandonen el país.

"La orden consiste en que si se resisten, (los soldados) serán apresados por invasión", han indicado desde la citada cadena de televisión.

Según estas fuentes, la conversación entre Santos y Maduro se desarrolló "a grito limpio", sobre todo después de que el mandatario venezolano criticara la posición del colombiano frente a la Organización de Estados Americanos (OEA), que recientemente ha insistido en la aplicación de la Carta Democrática contra Caracas por ruptura del orden constitucional.

En la víspera, el Gobierno venezolano criticó a los que han ofrecido "versiones" e informaciones que presentan una "visión distorsionada" del incidente, asegurando que el denominado "campamento militar" no es más que un "patrullaje cotidiano" que mantiene el Ejército venezolano en la zona fronteriza.

"La Fuerza Armada Nacional Bolivariana realiza un despliegue permanente de operaciones de vigilancia, resguardo y protección de la frontera, a fin de combatir las graves amenazas a la paz y estabilidad de Venezuela que representan el paramilitarismo colombiano, las bandas criminales, el delito transnacional y en particular, el narcotráfico y el contrabando de extracción", explicó la Cancillería en un comunicado.

Édgar Camacho, el dueño de la finca donde se han asentado los militares venezolanos, contó en Blu Radio que unos 60 uniformados destrozaron el lugar para instalar el campamento. "Le dieron machete a las matas de plátano", denunció en la emisora local.

Mientras, Caracas ha explicado que estas informaciones "distorsionadas" derivan de la modificación constante de la frontera en la zona del río Arauca, "susceptible de alteraciones producto de cambios climatológicos".

"Cuando se han presentado discusiones derivadas de las mismas, se activan los mecanismos diplomáticos para, por la vía de una comisión técnico-diplomática de ambos países, se diluciden las coordenadas sobre los límites previamente establecidos. Es importante destacar que, en esta área en particular, el cauce fluvial se modifica constantemente producto de la crecida del río", ha explicado el Ejecutivo venezolano.

"Ya en el pasado, debido a las difíciles condiciones del terreno y a las características de este espacio acuático, se han presentado diferencias de interpretación, las cuales han sido atendidas, y deben ser atendidas, por la vía diplomática. En consecuencia, en las próximas horas se reunirán los equipos diplomáticos técnicos respectivos de ambos países", ha agregado.

El presidente convocó una reunión de urgencia para ser informado y confirmó la presencia de los efectivos venezolanos en suelo colombiano.

"Sobre esto no cabe la menor duda", ha afirmado en un comunicado. "La línea de frontera en ese sector la determina, según los tratados vigentes, el Río Arauca y los militares se encuentran en la ribera colombiana", indicó previamente.

Santos reveló que había mantenido una conversación telefónica con su homólogo venezolano, Nicolás Maduro, para decirle que se trata de una situación "totalmente inaceptable" y que éste le aseguró que había ordenado "el retiro de las tropas".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies