Combatientes de Al Qaeda se retiran de Radda tras dos semanas de sitio

Actualizado 25/01/2012 8:05:41 CET

   MADRID, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

   Las milicias islamistas vinculadas a Al Qaeda se han retirado de la localidad de Radda, al sureste de Saná, a cambio de la creación de un consejo para gobernar la ciudad y de la excarcelación de varios de sus compañeros, según informaron este miércoles fuentes tribales implicadas en las negociaciones.

   Radda, una localidad de la provincia de Baitha situada a unos 170 kilómetros al sureste de Saná, fue ocupada en la noche del 14 al 15 de enero por una milicia islamista liderada por Tareq al Dahab, familiar del estadounidense Anwar al Aulaki, a quien Washington acusaba de jugar un papel destacado en la rama yemení de Al Qaeda y que fue asesinado el año pasado durante un ataque de un avión no tripulado.

   Durante las negociaciones con los dirigentes tribales, Dahab reclamó la liberación de varios presos, incluido su hermano Nabil, y la formación de un consejo que gobierne la ciudad mediante la aplicación de la ley islámica.

   "En los términos del acuerdo que debe aplicarse este miércoles, el líder del grupo debe retirar a sus hombres de la ciudad y trasladarse a una zona rural alejada de la ciudad a la espera de que los efectivos de Al Qaeda sean liberados de la prisión central de seguridad", declaró en la noche del martes un dirigente tribal que participó en las conversaciones, Ahmed al Kalz.

   Dahab ha entregado a los hijos de dos dirigentes tribales como prenda para la liberación de quince milicianos que estaban en poder de los servicios de seguridad, según Kalz.

   Aparte, el consejo constituido para gobernar Radda se ajustará a las leyes de Yemen, advirtió el líder tribal. "Los negociadores aseguraron a Dahab que todas las leyes de Yemen se basan en la ley islámica y no hay ninguna contradicción al respecto", declaró.

   Según fuentes del Ministerio del Interior citadas por el diario 'Yemen Post', los combatientes de Al Qaeda se retiraron de la ciudad ayer martes. Los residentes de Radda aseguraron al rotativo que una delegación de líderes tribales había convencido a los combatientes de Al Qaeda para que abandonasen la localidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies