Comienza el juicio contra Gotovina y otros dos presuntos criminales de guerra

 

Comienza el juicio contra Gotovina y otros dos presuntos criminales de guerra

Actualizado 11/03/2008 11:22:38 CET

LA HAYA, 11 Mar. (EUROPA PRESS) -

El juicio contra los tres generales croatas Ante Gotovina, Ivan Cermak y Mladen Markac, acusados de crímenes de guerra presuntamente perpetrados durante la llamada operación 'Oluja' ('Tormenta') de 1995 contra los serbios de Croacia, comenzará hoy 11 de marzo, según informó la semana pasada el Tribunal Penal Internacional para la antigua Yugoslavia (TPIY).

Según la fiscalía, los tres están acusados de participar en "una empresa criminal conjunta" con el propósito de "expulsar a la fuerza y para siempre a la población serbia de la región de la Krajina, en Croacia", donde los serbios habían proclamado un Estado independiente no reconocido internacionalmente. Gotovina fue detenido en Tenerife el 8 de diciembre de 2005.

La 'Oluja' se desarrolló entre el 4 de agosto y el 15 de noviembre de 1995. Durante los tres meses que duró la operación, los tres procesados comandaban las fuerzas croatas, "que cometieron numerosas violaciones contra el Derecho Internacional Humanitario en la región de Krajina Sur", según el comunicado del TPIY.

Entre los crímenes de que se les acusa figura la muerte de al menos 37 serbios en los municipios de Knin, Orlic, Kistanje, Ervenik y Donji Lapac. Asimismo, se les atribuye el incendio, destrucción y saqueo de aldeas habitadas por serbios en las municipalidades de Benkovac, Donji Lapac, Drnis, Ervenik, Gracac, Kistanje, Knin, Lisane Ostrovicke, Lovinac, Nadvoda, Obrovac, Oklaj, Orlic, Polaca, Titova Korenica y Udbina.

Asimismo, están acusados de numerosos tratos inhumanos a serbios, que incluyen disparos, golpes, apuñalamientos, amenazas y quemaduras, y deberán también responder de los cargos de planificar, instigar y propiciar el traslado forzoso y las deportaciones de los serbios de Krajina desde el sur de la región hacia Serbia y Bosnia, así como de impedir su regreso.

Los tres acusados eran "supuestamente miembros claves de la empresa criminal conjunta", aseguró la fiscalía. Otros elementos importantes de la trama, según el acta de acusación, eran el entonces presidente de Croacia, Franjo Tudjman; el entonces ministro de Defensa, Gojko Susak; el jefe del Estado Mayor del Ejército croata hasta julio de 1995, Janko Bobetko; y su sucesor en el cargo, Zvonimir Cervenko. Los cuatro han fallecido.

GOTOVINA CONOCÍA LOS HECHOS

La acusación establece que Gotovina era el comandante operativo absoluto durante la Operación Tormenta, en la que jugó "un papel activo en la planificación y preparación de la acción militar". Asimismo, era "conocedor de las destrucciones masivas, los homicidios y los tratos inhumanos perpetrados a los serbios de Krajina y no hizo nada para impedir los crímenes o castigar e imponer la disciplina a sus subordinados".

Cermak fue nombrado comandante de la guarnición de Knin el primer día de la operación y el Gobierno croata le encomendó la tarea de mantener los contactos con la comunidad internacional y con los medios en lo referente a la acción militar. La acusación asegura que era el responsable de mantener el orden y de supervisar e imponer la disciplina a los militares y a los agentes de Policía, una misión que "presuntamente no fue capaz de cumplir".

Markac era el comandante de la Policía Especial y como tal tenía el control sobre todos los miembros de las unidades de este cuerpo que participaron en la 'Oluja'. La acusación asegura que también estaba encargado de las unidades de artillería del Ejército vinculadas o subordinadas a la Policía Especial durante estas fechas.

El acta de acusación inicial contra Gotovina fue presentada el 8 de junio de 2001 y fue enmendada en julio de ese mismo año. Los primeros cargos contra Cermak y Markac fueron presentados en febrero de 2004 y enmendados en diciembre de 2005. La acusación conjunta fue presentada el 21 de julio de 2006 y ha sido enmendada hasta su versión definitiva en marzo de 2007 y el pasado mes de febrero.

Después de más de cuatro años huido, Gotovina fue detenido en Tenerife en diciembre de 2005. Markac y Cermak se entregaron al TPIY en 2004, días después de la presentación de los cargos. Desde entonces han disfrutado de varios permisos carcelarios. Los tres se declararon no culpables en la primera vista celebrada el 5 de diciembre de 2006.

UN HÉROE NACIONAL

Nacido en octubre de 1955, Ante Gotovina se formó como militar en los años setenta en la Legión Extranjera francesa, en cuyas filas combatió durante siete años en Chad. Tras recuperarse en Canarias de una grave herida de guerra, de ejercer desde 1982 como instructor militar en varios países de América Latina y de dedicarse al contrabando en Francia, regresó a Croacia durante la presidencia de Tudjman, coincidiendo con el inicio de la guerra en Croacia y en Bosnia y Herzegovina contra Serbia.

Gotovina fue uno de los principales comandantes de la 'Oluja', razón por la cual está considerado un héroe entre los sectores más nacionalistas de su país. Pese a ello, en 2000 fue apartado del Ejército por el presidente Stjepan Mesic por oponerse a cooperar con el TPIY, pero desde entonces se convirtió en un problema para las autoridades de su país, cuya jerarquía católica local llegó a criticar duramente el TPIY por "criminalizar una guerra de liberación" y cuyo Gobierno se negó en 2001 a dar curso al acta de acusación por temor a las reacciones populares.

En 2003, Gotovina exigió que se le interrogase en primera instancia en Zagreb como condición para entregarse al TPIY. Mesic le apoyó, pero el tribunal insistió en su entrega incondicional. Su siguiente y definitiva aparición pública fue su detención en el Hotel Bitácora de Playa de las Américas, en el sur de la isla de Tenerife.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies