El Consejo de Seguridad pide mayor acceso humanitario para Yemen

Publicado 25/06/2015 22:41:41CET

NUEVA YORK, 25 Jun. (Reuters/EP) -

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas ha exigido este jueves un mayor acceso para los barcos que llegan a Yemen con ayuda humanitaria, aunque también con mercancía comercial necesaria, instando así al levantamiento del bloque impuesto 'de facto' por Arabia Saudí.

A través de un comunicado, sus 15 miembros han reiterado "la urgente necesidad de que lleguen suministros humanitarios y comerciales a Yemen debido a la gran dependencia del país de la comida y del combustible importados".

"Dejadme ser absolutamente claro: es vital que consigamos que los barcos vuelvan a Yemen", ha dicho el jefe de ayuda humanitaria de la organización internacional Stephen O'Brien, en declaraciones a los medios de comunicación.

O'Brien ha indicado que el 80 por ciento de los 25 millones de yemeníes tiene necesidades urgentes y que la mitad del país está a un paso de la hambruna. "El sistema sanitario está al borde del colapso", ha añadido, alertando de que esta situación, unida a la falta de agua potable, podría desatar brotes de dengue y malaria.

Así las cosas, la ONU ha reiterado su llamamiento a la coalición internacional liderada por Arabia Saudí y a los huthis a que declaren otra tregua humanitaria.

La crisis yemení ha dejado en tres meses más de 2.800 muertos y 13.000 heridos. El Consejo de Seguridad ha denunciado que, de los 1.600 millones de dólares requeridos para ayuda humanitaria, solo se han financiado el diez por ciento.

CONFLICTO EN YEMEN

Arabia Saudí asumió el pasado 25 de marzo el liderazgo de la 'Operación Tormenta Definitiva', con la que, junto a otros nueve países de la región, tiene como intención declarada "repeler a las milicias huthis, Al Qaeda y el Estado Islámico" en Yemen.

Las monarquías del Golfo Pérsico temen que la influencia de Irán en la región se extienda con el ascenso de los huthis al poder, en medio de la inestabilidad generada por el conflicto iraquí y la guerra civil en Siria.

El presidente yemení, Abdo Rabbu Mansur Hadi, había apelado directamente al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas en una carta para que autorizara una intervención militar para frenar "la agresión de los huthis" contra su Gobierno.

La crisis política en Yemen, fruto de las disputas intestinas no resueltas con la caída del Gobierno de Alí Abdulá Salé, en 2011, se agravó el pasado mes de septiembre con la irrupción en Saná de los rebeldes chiíes.

Los huthis, que históricamente han reivindicado mayor autonomía para el norte de Yemen, llevaron a Hadi y su Gobierno a dimitir en bloque el pasado mes de enero, evidenciando así la pugna por el control de un país al borde de la guerra civil.