El CPJ habla de "día oscuro para los medios de Turquía" tras operación contra 'Cumhuriyet'

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

El CPJ habla de "día oscuro para los medios de Turquía" tras operación contra 'Cumhuriyet'

Publicado 01/11/2016 6:16:11CET

MADRID, 1 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ) ha hablado este lunes de "día oscuro para los medios de Turquía", tras la detención deonce directivos y periodistas del periódico 'Cumhuriyet'.

La coordinadora del programa del CPJ para Europa y Asia Central, Nina Ognianova, ha dicho que el Gobierno turco "intenta erradicar cualquier fuente de información alternativa, tildando a cualquiera que les desafíe de terroristas".

"Pedimos al Gobierno que libere inmediatamente al personal de 'Cumhuriyet', a los directores y a todos los periodistas encarcelados en cargos inventados y que den marcha atrás en todas sus órdenes de silenciar a los medios independientes", ha remachado.

Los once trabajadores del citado diario turco han sido detenidos durante la jornada por sus supuestos vínculos con el movimiento que lidera el clérigo Fetulá Gulen y con el Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK).

Entre los detenidos figuran el director del diario, Murat Sabuncu, y los columnistas Aydin Engin, Güray Öz, Hikmet Çetinkaya, Hakan Kara, y Turhan Günay, el caricaturista Musa Kart y los miembros de la junta directiva de la Fundación Cumhuriyet Bülent Utku, Mustafa Kemal Güngör, Önder Çelik, Bülent Yener y Eser Sevinç.

Las autoridades iniciaron en agosto una investigación sobre varios directivos por las acusaciones de que varias informaciones del diario tenían como objetivo legitimar el intento de golpe de Estado del 15 de julio, según ha señalado la Fiscalía.

Cientos de personas han sido detenidas desde entonces por sus presuntos vínculos con el clérigo, que reside en Estados Unidos. Ankara ya ha reclamado a Washington su extradición.

Miles de académicos, profesores y trabajadores sanitarios se encuentran entre los últimos trabajadores públicos que han sido expulsados de sus cargos mediante la ley de emergencia publicado por la Gaceta Oficial turca.

Turquía ha detenido formalmente a más de 37.000 personas y ya ha despedido o suspendido a 100.000 funcionarios públicos, entre jueces, fiscales, policías y otros trabajadores en una serie de purgas sin precedentes que el Gobierno considera necesario para marginar a los seguidores de Gulen de puestos importantes en la administración turca.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies