Israel ataca la residencia del líder de Hezbolá aunque este se encontraba a salvo en otro lugar

Actualizado 14/07/2006 23:43:30 CET

Hassan Nasraláh afirma que Hezbolá está preparada para una "guerra abierta" contra Israel

JERUSALÉN, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ejército de Israel ha amenazado con jaque mate al movimiento chií libanés Hezbolá. La residencia y la oficina del líder supremo de Hezbolá, jeque Hassan Nasralá, han sido destruidas en un ataque de la aviación israelí en el barrio residencial de Haret Hreik, en el sur de Beirut, pero el dirigente chií se encontraba a salvo en otro lugar y ha respondido advirtiendo de que su organización está preparada para una "guerra abierta" con Israel. El jefe del Estado Mayor del Ejército israelí, general Dan Halutz, aseguró esta tarde que el objetivo de los ataques contra Beirut es destruir las infraestructuras de Hezbolá y no matar a Nasralá.

"El objetivo de los ataques del Ejército en Líbano es forzar al Gobierno libanés para que imponga su voluntad a la organización terrorista Hezbolá y actúe por sí mismo", afirmó el general Halutz en un encuentro con la prensa, dos días después de que Tel Aviv decidiera responder militarmente el secuestro de dos soldados durante un ataque de Hezbolá contra el norte de Israel.

Según el militar, Hezbolá ha decidido asumir la defensa de Líbano y este país está pagando un precio por ello. Por ello, los ataques contra Beirut son un claro mensaje de que Líbano debe "vomitar el cáncer de Hezbolá". Asimismo, el jefe del Ejército aseguró que los ataques contra Beirut pretenden sobre todo destruir las infraestructuras de Hezbolá y no matar a su líder.

El primer ministro israelí, Ehud Olmert, aprobó hoy durante la reunión que mantuvo con el 'Grupo de los Siete' --nombre con que se conoce a los asesores en seguridad del Gobierno-- una nueva lista de objetivos militares para el Ejército israelí en Líbano, según informó la edición digital del diario 'Jerusalem Post'.

Entre las condiciones de Israel para aceptar el alto el fuego figuran la retirada de Hezbolá de la zona fronteriza y la creación de una zona de nadie en la parte libanesa próxima a la frontera. El propio Olmert aseguró hoy al secretario general de la ONU, Kofi Annan, que la operación que lleva a cabo el Ejército israelí en Líbano sólo concluirá cuando se aplique la resolución 1559 del Consejo de Seguridad de la ONU, que prevé el desarme de Hezbolá y el despliegue del Ejército libanés en el sur del país.

Según indicó hoy la edición digital del diario israelí 'Haaretz', Annan ha informado a Olmert del próximo envío a la región de una delegación de la ONU. En respuesta, Olmert aseguró que Israel sólo cooperará con la delegación si su objetivo es conseguir tanto la entrega de los dos soldados israelíes secuestrados el pasado miércoles por Hezbolá como el pleno cumplimiento de la resolución.

ATAQUE A NASRALÁ

Lo cierto es que tanto la residencia como la oficina de Nasralá fueron destruidas por la aviación israelí en Beirut, pero Nasralá, cuyos desplazamientos son un asunto de máximo secreto, no se encontraba en el lugar en ese momento, por lo que tanto él como su familia y sus escoltas se encuentran a salvo, según informó un portavoz del movimiento chií.

El propio Nasralá apareció poco después en la televisión de Hezbolá, Al-Manar, para anunciar que se encontraba a salvo y para advertir de que su organización está preparada para una "guerra abierta" con Israel y para llevar adelante su respuesta militar "más allá de Haifa", la ciudad del norte de Israel que ya fue atacada ayer con los cohetes Katiusha de Hezbolá y cuyos habitantes han recibido la orden de dirigirse a los refugios ante la perspectiva de nuevos ataques.

"Vosotros queríais una guerra abierta y estamos preparados para una guerra abierta". "Mirad el buque de guerra que ha atacado Beirut, cómo arde y se hunde ante vuestros propios ojos", prosiguió. Se ignora si el citado buque ha sido atacado. No obstante, la televisión israelí informó hoy de que un barco israelí situado frente a las costas de Líbano ha sufrido ligeros daños, sin que se produjeran víctimas.

Aparte, Nasralá aseguró que Hezbolá va a atacar a Israel más allá de Haifa y otras ciudades situadas aún más al sur. "Alcanzaremos Haifa y, creedme, más allá de Haifa". "Nuestros hogares no van a ser los únicos que queden destruidos, nuestros niños no van a ser los únicos en morir", añadió.

HEZBOLA RESPONDE CON MISILES

Por su parte, las milicias de Hezbolá continuaron hoy con el lanzamiento de cohetes a las ciudades del norte de Israel y causaron al menos la muerte de dos civiles israelíes. Los servicios de rescate israelíes confirmaron que una madre y su hija que resultaron heridas hoy tras ser alcanzadas por un misil de la guerrilla libanesa en la localidad de Meron fallecieron.

Además las milicias chiíes dispararon desde Líbano una oleada de cohetes Katiusha contra cuatro ciudades del norte de Israel, aunque por el momento no se han registrado víctimas, según informaron fuentes médicas israelíes.

Los cohetes cayeron sobre Kiryat Shemona, Safed, Carmiel y Hatzor, según un portavoz de los servicios de salvamento, Zaki Heller. Aparte, las autoridades han ordenado a los habitantes de Nahariya --que ha sufrido varios ataques estos días-- que entren en los refugios, informaron la radio y la televisión israelíes.

Previamente, las milicias ya habían lanzado 20 proyectiles contra las ciudades de Safad, Nahiriya y Hatzor, causando heridas al menos a seis personas, según informaron la Policía y el Ejército israelíes.

Los cohetes alcanzaron, causando daños en estas localidades e hiriendo al menos a seis israelíes, uno de ellos de gravedad, según informaron fuentes policiales y médicas

Por su parte, las Fuerzas Armadas israelíes también atacaron hoy una cadena de radio perteneciente a Hezbolá en un barrio del sur de Beirut, según informó la milicia chií libanesa.

Según la cadena de televisión de Hezbolá, Al-Manar, los aviones israelíes dispararon un misil cerca de la sede de la cadena de radio Al-Nur, en el barrio de Haret Hreik, pero erraron su objetivo y alcanzaron un edificio de viviendas. De momento no se ha informado de víctimas, y la cadena sigue emitiendo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies