Cuatro detenidos por el asesinato de un padre y sus hijos

Actualizado 28/12/2010 14:48:03 CET

ROMA, 28 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Policía italiana ha detenido esta noche a cuatro personas por el asesinato de Domenico Fontana y sus cuatro hijos, que fueron tiroteados ayer lunes por la noche en un caserío del municipio de Vibo Valentia, en el sur de Italia.

Según la Policía, los disparos habían sido efectuados por dos personas, aunque tan solo ha confesado uno de ellos, Ercole Vangeli, que ha señalado que "ha actuado solo" y que les habría asesinado "porque estaba cansado de los abusos continuos" de la familia Fontana.

El motivo del asesinato sería una lucha por el terreno propiedad del padre, Domenico Fontana, fallecido por los disparos junto a sus cuatro hijos, Pasquale, Pietro, Giovanni y Emilio. Este último falleció en la ambulancia que le llevaba al hospital.

Un chico rumano que trabajaba para la familia pudo esconderse y avisar a la Policía. El joven ha identificado a dos personas que, según los agentes, habrían disparado contra las cinco víctimas.

La zona de Vibo Valentia es una zona controlada por los clanes de la mafia calabresa, 'Ndragheta, por lo que las primeras investigaciones de la Policía se han dirigido a un 'ajuste de cuentas', una hipótesis que finalmente fue rechazada gracias al testimonio del joven rumano. El padre fallecido era conocido por la Policía por presuntos delitos contra el patrimonio, pero no tenía ninguna conexión con la 'Ndragheta.

ROBOS EN AEROPUERTOS

Por otra parte, la Policía de Aduanas de Génova (noroeste) ha detenido a cinco trabajadores por robar objetos que se encontraban dentro de las maletas que habían sido ya embarcadas en los aviones del aeropuerto Cristóbal Colón de Génova.

Los detenidos, de edades comprendidas entre los 28 y los 60 años, eran los encargados de separar las maletas según el destino de cada una. De esa manera, tenían acceso a todas las maletas que embarcaban en los diferentes vuelos nacionales o internacionales.

La Policía ha comprobado cómo los trabajadores, "con extrema desenvoltura", sustraían objetos del interior de las maletas para después enviarlas a los diferentes vuelos. En los días anteriores, la Policía había descubierto los objetos robados en las habitaciones de los arrestados.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies