La mayoría de españoles, tanto de PP como PSOE, apoya el diálogo para mejorar la situación de los presos políticos

 

La mayoría de españoles, tanto de PP como PSOE, apoya el diálogo para mejorar la situación de los presos políticos

Actualizado 22/06/2007 19:11:12 CET

Un 34% cree que habrá transición pacífica cuando muera Castro y un 15% guerra civil, aunque la mayoría preferiría un régimen democrático

MADRID, 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

La mayoría de los españoles, tanto del PP como del PSOE, apoya el diálogo y la negociación como la mejor estrategia para impulsar el respeto a las libertades políticos en Cuba y mejorar la situación de los presos políticos en la isla, según se desprende del último barómetro del Real Instituto Elcano.

La última oleada de este sondeo, dado a conocer este mediodía en Madrid por el investigador del Real Instituto Elcano Javier Noya, establece que un 78 por ciento de los encuestados defiende la vía del diálogo y la negociación en el caso cubano, mientras que sólo un 13% aboga por la presión diplomática y económica.

El barómetro revela que los votantes del PSOE defienden el diálogo y la negociación con un 84 por ciento, frente al 63 por ciento de los del PP, entre quienes la estrategia de presión obtiene el respaldo del 30 por ciento. Además, el sondeo revela que el apoyo del uso de la fuerza aumenta entre quienes tienen estudios superiores.

Y es que quienes abogan por la presión diplomática y económica aumentan entre los entrevistados de derecha, con un 26 por ciento, 13 puntos por encima de la media. Al contrario, los que se ubican a la izquierda prefieren en un 85 por ciento de los casos el diálogo y la negociación.

TRANSICION PACIFICA

Por otro lado, sólo un tercio de los encuestados piensa que en Cuba habrá una transición pacífica cuando muera Fidel Castro, y hasta un 15 por ciento cree que en ese momento habrá en una guerra civil. Y un 43 por ciento cree que habrá una continuidad del régimen, de los que sólo un 19 por ciento dice que tendrá lugar una cierta apertura.

Sin embargo, cuando se pregunta a los encuestados que preferiría que sucediese en Cuba tras la muerte de Castro una mayoría abrumadora apuesta por la instauración de un régimen democrático, con sólo un 12 por ciento que aboga por la continuidad, de los cuales un 10 por ciento defiende que haya una apertura.

Los votantes de IU y de partidos autonómicos y nacionalistas son los que menos prefieren la instauración de un régimen democrático, con el 79 y 80 por ciento respectivamente. Los primeros se decantan por apoyar con mayor frecuencia la continuidad del régimen (9%) y los segundos por preferir más a menudo una apertura limitada (10%).

Por otro lado, el 66 por ciento de los encuestados defiende que se prioricen los intereses del pueblo cubano, mientras que quienes creen que lo primero deben ser los intereses de España se sitúa en el 30%. Y para dos de cada tres entrevistados lo más beneficioso sería un gobierno democrático y un 11 por ciento prefiere la continuidad.

CASTRO, EL PEOR VALORADO

El sondeo también se hace eco de la valoración que hay entre los españoles de los principales líderes de la región. Una vez más Fidel Castro sigue estando al final de la lista, con un 2,4 de nota, mientras que la mejor valorada es la presidenta chilena, Michelle Bachelet, con 5,4 puntos.

Le siguen el brasileño Luis Ignacio Lula da Silva (4,9), el mexicano Felipe Calderón (4,6), el colombiano Alvaro Uribe (4,2), el boliviano Evo Morales (3,8), y el venezolano Hugo Chávez, cuyo descenso es el más pronunciado, al pasar de 3,4 puntos a 2,9 respecto a la anterior medición.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies