Día Mundial contra la pena de muerte: aumentan los países ejecutores y se disparan las ejecuciones

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Día Mundial contra la pena de muerte: aumentan los países ejecutores y se disparan las ejecuciones

Ejecuciones en los últimos años
EUROPA PRESS
Actualizado 10/10/2016 16:40:32 CET

MADRID, 10 Oct. (EDIZIONES)

En más de dos tercios de los países del mundo, la pena de muerte ya es historia en derecho o en la práctica y seis países han abolido este tipo de castigo en 2015. Sin embargo, el año pasado también se alcanzó una cifra récord de ejecutados y un nuevo máximo de países 'ejecutores'.

Al menos 1.634 personas fueron ejecutadas y 1.998 condenadas a muerte el año pasado en 25 países. Estas cifras no tienen en cuenta a China, que no hace públicos sus datos y reflejan únicamente los casos conocidos por Amnistía Internacional, que según la Coalición Mundial contra la Pena de Muerte, "seguramente se encuentren por debajo de la realidad".

El número de ejecutados supone un incremento de más del 50% respecto a 2014, cuando se registraron 607 ejecuciones, y es la cifra más alta registrada por AI desde 1989. Sin embargo, el número de condenas fue muy inferior al del año anterior, concretamente 468 menos.

En 2015, el número de países que abolieron por ley la pena de muerte para todos los crímenes ascendió a 105, superando por primera vez el centenar. A éstos hay que añadir los 30 estados que terminaron con este tipo de castigo en la práctica y los seis que mantuvieron la pena capital solo para delitos excepcionales.

Si se observa la evolución de los últimos diez años, el número de países que han prohibido las ejecuciones en todos los casos ha aumentado de manera continua, y han pasado de ser 84 en 2005 a 105 en 2015. La misma tendencia puede verse al ver los estados abolicionistas de facto, que pasaron en ese mismo período de 120 a 141.

En comparación con 2014, en 2015 hubo siete países más que abolieron por completo la pena capital, cinco menos que la mantuvieron en práctica y uno menos que la practicase solo en casos excepcionales.

Los últimos seis países que han acabado con la pena de muerte en el último año han sido Guinea, Islas Fiji, Madagascar, Mongolia, República del Congo y Surinam.

En 2015, eran 57 los países que mantenían la pena de muerte en su legislación aunque fueron 25 los países que llevaron a cabo ejecuciones, siendo Arabia Saudí, China, Estados Unidos, Irán y Pakistán los estados donde más muertes se registraron.

El aumento de ejecuciones del año pasado va acompañado de un incremento en el número de países que aplicaron la pena de muerte de manera que en 2015 fueron 25 los países que ejecutaron, tres más que el año anterior. En la última década, apenas se ha notado un cambio en el número de países 'ejecutores' ya que la cifra siempre se ha situado en torno a la veintena.

El responsable de Pena de Muerte de Amnistía Internacional, Carlos Escaño, asegura en una entrevista a Europa Press este domingo que la pena de muerte no hace sino "alimentar el ciclo de violencia" y es un acto "irreversible en respuesta a un impulso irracional que los gobiernos deben combatir".

Escaño avisa además de que la percepción de la pena de muerte cambia cuando se habla de terrorismo ya que según él, en estos casos "el rechazo habitual de la sociedad cambia porque el terrorismo genera terror" y llama a la "reflexión" ya que la población no quiere ser "cómplice de una muerte".

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies