El Día del Recuerdo refuerza la unidad de Reino Unido

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

El Día del Recuerdo refuerza la unidad de Reino Unido

Poppy Day
REUTERS
Día del Recuerdo 2016
Publicado 13/11/2016 17:39:38CET

LONDRES, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

A pesar de las grietas que separan actualmente a la población de Reino Unido como consecuencia del Brexit, el pueblo británico ha dejado a un lado sus diferencias y se ha unido hoy en el conocido Día del Recuerdo o 'Poppy day', Día de la Amapola, para conmemorar a los que murieron en la Primera Guerra Mundial, informan los medios británicos.

La Reina de Inglaterra, Isabel II, ha liderado las conmemoraciones en Londres, que han tenido lugar alrededor del Cenotafio, y la han seguido la primera ministra, Theresa May, miembros de la realeza, veteranos de guerra y líderes políticos, entre muchos otros, ha informado la BBC.

Más de 700 soldados, marinos y miembros de la Real Fuerza Aérea Británica, junto con las más de 8.000 personas que han participado en la marcha, han formado una línea Whitehall para poder escuchar el servicio realizado por el obispo de Londres, Richard Chartres.

El primer ministro de Gales, Carwyn Howell Jones, ha afirmado que "es importante que aprovechemos la oportunidad de homenajear a aquellos que perdieron sus vidas, pagando el último precio por nuestra libertad". "Aquellos que lucharon con valentía por nuestro futuro no deben ser olvidados", ha añadido.

Con una amapola en la solapa izquierda, las miles de personas que han atendido hoy a Londres procedentes de todo Reino Unido han guardado dos minutos de silencio cuando se daba comienzo al Día del Recuerdo a las 11.00, 12.00 de España peninsular.

El motivo por el cual la amapola se ha convertido en el símbolo de este día, de ahí su nombre `Poppy Day' o Día de la Amapola, se debe a un poema escrito justo antes de la Primera Guerra Mundial conocido como "En los campos de Flandes", por John McCrae.

El poema menciona un campo en Flandes, Bélgica, donde no crecían las amapolas, pero fue debido a los bombardeos que sufrió ese área que, cuando terminó la guerra, en la tierra empezaron a florecer.

La zona de Flandes que se menciona en el poema se convirtió en un cementerio para los soldados caídos y fue en 1921 cuando Reino Unido aceptó las amapolas como símbolo del recuerdo y un medio para recaudar fondos.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies