El dirigente opositor camboyano Kem Sokha abandona la sede de su partido sin ser arrestado

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

El dirigente opositor camboyano Kem Sokha abandona la sede de su partido sin ser arrestado

Kem Sokha, líder del Partido para el Rescate Nacional de Camboya.
REUTERS
Publicado 05/10/2016 14:00:18CET

Su formación aplaude que no haya sido detenido a pesar de su condena a cinco meses de prisión

PHNOM PENH, 5 Oct. (Reuters/EP) -

Kem Sokha, el líder del opositor Partido para el Rescate Nacional de Camboya (CNRP), ha salido este miércoles de la sede de la formación, donde ha permanecido cinco meses recluido para evitar su arresto, sin que las autoridades hayan procedido a detenerle tras su condena a cinco meses de cárcel.

Su formación ha aplaudido la decisión del Gobierno de permitirle salir de la sede sin arrestarle. Las tensiones entre los dos principales partidos de Camboya han aumentado significativamente en los últimos meses. El CNRP, que lidera la oposición, acusa al Gobierno de estar llevando a cabo una campaña de represión contra sus detractores para intimidarles de cara a las próximas elecciones generales, que tendrán lugar en 2018.

El principal líder del CNRP, Kem Sokha, llevaba meses recluido en la sede del partido en la capital del país, Phnom Penh, para evitar su arresto tras ser condenado 'in absentia' a cinco meses de cárcel

Sokha, que lleva recluido en el edificio desde el pasado 6 de mayo, fue condenado en septiembre por no presentarse como testigo en un juicio contra otros dos miembros de la oposición. La Justicia camboyana acusó a los dos opositores de proporcionarle a Sokha una prostituta de manera ilegal. El líder opositor ha negado las acusaciones y ha dicho que el caso es una conspiración gubernamental para acabar con su reputación.

Este miércoles, Sokha ha dado un discurso en público por primera vez en meses, en el que ha hecho un llamamiento para acabar con las "hostilidades políticas". "El CNRP quiere que el ambiente vuelva a ser normal, un ambiente político que sea equitativo para todos, para garantizar que las elecciones reflejen de verdad la voluntad del pueblo", ha señalado Sokha.

El hecho de que el líder opositor haya podido salir de la sede de su partido sin ser arrestado supone que la situación política se está calmando, según ha declarado un miembro del CNRP, Yem Ponhearith. "La situación es menos tensa ahora", ha dicho.

Tras una serie de sentencias judiciales en contra de miembros de la oposición y activistas por los Derechos Humanos, el presidente camboyano, Hun Sen, declaró en agosto un "alto al fuego político" e hizo un llamamiento a los diferentes partidos para que dejasen de lado sus diferencias. Tras el anuncio del presidente, el CNRP, que había estado boicoteando el Parlamento durante meses, dijo que comenzaría a participar de forma activa en las actividades parlamentarias para "promover el diálogo".

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies