Disminuyen los ataques aéreos en Alepo a pesar de los duros combates entre las facciones

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Disminuyen los ataques aéreos en Alepo a pesar de los duros combates entre las facciones

Alepo tras un bombardeo
ABDALRHMAN ISMAIL/REUTERS
Publicado 07/10/2016 12:55:27CET

BEIRUT, 7 Oct. (Reuters/EP) -

Los ataques aéreos han disminuido en la ciudad siria de Alepo pero han continuado los fuertes enfrentamientos entre las fuerzas pro gubernamentales y los rebeldes en el marco de una ofensiva llevada a cabo por el Gobierno para recuperar la ciudad.

Los combates se han concentrado en la zona de Sheij Saeed, un distrito cercano a Ramusa y controlado por los rebeldes, donde tuvieron lugar en verano los enfrentamientos más violentos registrados en la zona.

Los ataques aéreos contra las zonas rebeldes del este de Alepo han disminuido ligeramente. "Hoy no se han producido bombardeos en ningún barrio de la ciudad hasta el momento. No sabemos qué pasará durante la siguiente hora", ha indicado el jefe de Defensa Civil en Alepo, Ammar al Selmo.

El Ejército ha recuperado varias zonas importantes en Sheij Saeed, según fuentes militares. Sin embargo, los rebeldes han señalado que el territorio ha sido recuperado por las fuerzas opositoras y que los insurgentes aún controlan la zona.

Desde que se puso en marcha la ofensiva hace dos semanas tras el fracaso del alto el fuego establecido entre Rusia y Estados Unidos, el Ejército sirio y sus aliados han avanzado en el norte de varios distritos del este de Alepo, donde viven aún más de 250.000 personas, y se han hecho con el campo de refugiados de Handarat y parte de un distrito industrial de la zona.

Además, las fuerzas pro gubernamentales han recuperado parte de la localidad de Bustan al Basha. No obstante, la completa recuperación del este de Alepo, que podría suponer la destrucción de gran parte la ciudad, tardará meses en producirse, según Staffan Mistura, enviado de la ONU.

El presidente de Siria, Bashar al Assad, ha ofrecido amnistía a aquellos rebeldes y sus familiares que quieran abandonar el este de Alepo. Sin embargo, los insurgentes han señalado que no confían en Assad y que podría tratarse de un plan para sacar al mayor número posible de musulmanes suníes del este de Alepo.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies