EAU confirma la muerte de cinco de sus ciudadanos en el atentado en Kandahar (Afganistán)

Actualizado 11/01/2017 7:26:44 CET

MADRID, 11 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Emiratos Árabes Unidos (EAU) ha cifrado en cinco el número de sus ciudadanos muertos en el doble atentado perpetrado el martes en una casa de huéspedes de la ciudad afgana de Kandahar, que se saldó con al menos once muertos.

Según las informaciones de la agencia estatal emiratí de noticias, WAM, el presidente del país, Jalifa bin Zayed al Nahyan, ha expresado sus condolencias por la muerte de los cinco emiratíes en el atentado.

Las víctimas mortales han sido identificadas como Mohammed Alí Zainal al Bastaki, Abdulá Mohamed Essa Obaid al Kaabi, Ahmed Rashid Salim Alí al Mazrui, Ahmed Abdul Rahman Ahmad al Tunaiji, y Abdul Hamid Sultan Abdulá Ibrahim al Hamadi.

La citada agencia ha señalado que todos ellos "estaban en una misión para llevar a cabo proyectos humanitarios, educativos y de desarrollo en Afganistán".

El presidente de EAU ha decretado que las banderas ondeen a media asta en todos los edificios públicos del país durante los próximos tres días, según un comunicado del Ministerio de Asuntos Presidenciales.

Entre los heridos en el ataque figuran el embajador de EAU, Yuma Mohamed Abdulá al Kaabi, el gobernador de Kandahar, Hamayun Azizi, y otro enviado emiratí del que no ha trascendido la identidad.

El portavoz del gobierno provincial, Samim Jpolwak, que también ha resultado herido en el ataque, ha relatado que las explosiones se han producido cuando se celebraba una reunión entre políticos afganos y diplomáticos emiratíes.

Por el momento ningún grupo ha reclamado la autoría del atentado, y los talibán ya se han desvinculado del mismo, achacando lo ocurrido a "una disputa interna de los enemigos, no conectada con los muyahidín".

El atentado fue perpetrado horas después de un doble atentado ejecutado frente a la sede del Parlamento afgano en la capital, Kabul, que se ha saldado con 37 muertos y 82 heridos.

En este caso, los talibán se han atribuido la autoría del doble atentado, señalando que el objetivo fue un minibús que transportaba a personal gubernamental.

De acuerdo con la agencia británica de noticias Reuters, en el vehículo viajaba personal de la Dirección Nacional de Seguridad (NDS), el servicio de Inteligencia afgano.

La cadena de televisión afgana Tolo News ha indicado que entre los fallecidos figuran un responsable de la NDS en la zona, mientras que entre los heridos está una diputada de la provincia de Herat.