EEUU anuncia la muerte de cuatro presuntos miembros de Al Shabaab en un bombardeo cerca de Mogadiscio (Somalia)

Publicado 29/12/2017 2:42:48CET

MADRID, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

Estados Unidos ha anunciado este jueves la muerte de cuatro presuntos miembros de la milicia islamista Al Shabaab en un bombardeo llevado a cabo durante la noche del miércoles en los alrededores de la capital de Somalia, Mogadiscio.

El Mando África de Estados Unidos (AFRICOM) ha detallado que el ataque fue perpetrado unos 25 kilómetros al oeste de la ciudad y destruyó un coche bomba "impidiendo que fuera usado contra la población de Mogadiscio".

"Determinamos que no murieron civiles en el bombardeo", ha subrayado, agregando que fue llevado a cabo en coordinación con el Gobierno somalí y que Washington "continuará usando todas las medidas autorizadas y apropiadas para proteger a Estados Unidos, a sus socios y a sus intereses, negando lugares seguros a los grupos terroristas".

El comunicado ha sido publicado apenas un día después de que el AFRICOM asegurara haber matado a trece presuntos miembros de la milicia islamista en un bombardeo ejecutado el 24 de diciembre en el sur de Somalia.

Somalia hace frente a un aumento del número de ataques por parte de la milicia islamista Al Shabaab --vinculada a la organización terrorista Al Qaeda--, tanto en la capital como en otras zonas del sur del país.

Este mismo lunes, el grupo ha atacado una base militar situada en la localidad de Bula Marir, en la región de Bajo Shabelle, sin que por el momento haya un balance oficial de víctimas.

A mediados de noviembre, el primer ministro de Somalia, Hasán Alí Jaire, prometió derrotar a la milicia islamista y expulsarla de las zonas que controla en el sur y el centro del país.

Apenas una semana antes, el ministro de Información somalí, Abdurahman Omar Osman, aseguró que la milicia islamista ha sido derrotada militarmente, recalcando que el grupo será vencido totalmente dentro de poco.

El presidente somalí, Mohamed Abdullahi Mohamed, pidió a finales de octubre ayuda a los países de la región para intentar derrotar a la milicia islamista, recalcando que "esta amenaza no existe sólo para Somalia, sino también para todos los países vecinos".