EEUU entrega a Mauritania a uno de los presos de Guantánamo

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

EEUU entrega a Mauritania a uno de los presos de Guantánamo

Prisión Militar De EEUU En Guantánamo, Cuba
REUTERS
Actualizado 17/10/2016 22:08:02 CET

WASHINGTON, 17 Oct. (Reuters/EP) -

Uno de los presos de la prisión militar estadounidense de Guantánamo, en Cuba, Mohamedu Uld Slahi, ha sido puesto en libertad y entregado a las autoridades de Mauritania, su país natal, ha informado del Departamento de Defensa estadounidense.

Uld Slahi ha sido puesto en libertad con el apoyo de la Junta de Revisión Periódica (PRB, por sus siglas en inglés), un comité compuesto por miembros de seis diferentes departamentos de la Administración de Estados Unidos que en julio determinó que el preso no suponía ya un peligro para la seguridad de Estados Unidos.

Slahi fue encerrado en Guantánamo en agosto de 2002, donde ha permanecido preso sin cargos ni juicio desde entonces. Se convirtió en uno de los presos más conocidos de Guantánamo cuando en 2015 comenzaron a publicarse sus memorias en las que relataba los años de interrogatorios y torturas a través del diario británico 'The Guardian'. Más tarde se publicó el libro 'Diario de Guantánamo'.

En un primer momento se creía que Slahi trabajaba reclutando para Al Qaeda, pero sus abogados respondieron que solo interactuó con grupos armados a principios de la década de 1990, cuando luchó en Afganistán con los muyahidines anticomunistas.

"Estoy agradecido y en deuda con la gente que me ha apoyado", ha afirmado Slahi en un comunicado difundido por la Unión Americana por las Libertades Civiles. "He aprendido que la bondad es transnacional, transcultural y transétnica. Estoy entusiasmado por reunirme con mi familia", ha añadido.

Con la salida de Uld Slahi quedan 60 presos en Guantánamo, de los que 19 tienen el visto bueno de la PRB para su excarcelación. El presidente Barack Obama prometió cerrar la prisión en su primer año en el cargo, pero ya se encuentra en el último de sus ocho años de mandato. Sus intenciones se plasmaron en un plan de cierre publicado en febrero, pero la oposición de congresistas republicanos y también algunos demócratas están dificultando la iniciativa.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies