Ford espera obtener beneficios en Norteamérica en 2009 a más tardar

Actualizado 10/05/2007 19:51:48 CET

WILMINGTON (ESTADOS UNIDOS), 10 May. (EUROPA PRESS) -

El grupo estadounidense Ford, tercer fabricante mundial de automóviles, espera volver a obtener beneficios en Norteamérica en el año 2009 a más tardar, según indicó hoy en la junta general de accionistas de la compañía el consejero delegado de la corporación, Alan Mulally.

La división norteamericana de Ford incrementó sus pérdidas un 39% en el primer trimestre, hasta 614 millones de dólares (451 millones de euros), pero la corporación en conjunto redujo sus 'números rojos' un 80%, hasta 282 millones de dólares (207,3 millones de euros).

El primer ejecutivo indicó que la prioridad del grupo es la recuperación de su negocio en Norteamérica. "Hemos tomado medidas dolorosas, pero necesarias, como el cierre de 16 fábricas o la supresión de nuestra plantilla", indicó Mulally. El plan de reestructuración del grupo contempla la supresión de 44.000 empleos en Norteamérica.

Gracias a las iniciativas adoptadas en su plan de relanzamiento, denominado 'Way Forward', Ford espera reducir sus costes operativos en 5.000 millones de dólares (3.700 millones de euros) en 2008, respecto a las cifras de 2005.

Asimismo, subrayó que la multinacional con sede en Dearborn (Michigan) ha recabado fondos por importe de 23.500 millones de dólares (17.800 millones de euros) para financiar su programa de reestructuración, al tiempo que la liquidez de su división automovilística asciende a 46.000 millones de dólares (34.000 millones de euros).

Alan Mulally se refirió asimismo a la evolución de la compañía en Europa, donde las ventas del grupo crecieron un 5% el pasado año y han seguido aumentando a lo largo de los tres primeros meses de 2007, con un récord de matriculaciones en marzo.

También hizo hincapié en el plan de desarrollo de nuevos productos. "A finales del próximo año el 70% de la gama de Ford, Lincoln y Mercury será nueva o habrá sido renovada, al tiempo que reduciremos el tiempo de desarrollo de productos entre un 30% y un 50%", afirmó.

"Tenemos muchos retos por delante, pero la transformación de Ford Motor Company discurre por el buen camino. Creo que estarán contentos con lo que verán en los próximos meses y años", concluyó Mulally en su discurso ante los accionistas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies