EEUU muestra su preocupación por la violencia registrada en el estado birmano de Rajine

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

EEUU muestra su preocupación por la violencia registrada en el estado birmano de Rajine

Niños rohingya buscan entre restos de casas incendiadas en Rajine, Birmania
REUTERS/SOE ZEYA TUN
Publicado 16/11/2016 2:49:20CET

MADRID, 16 Nov. (EUROPA PRESS) -

Estados Unidos ha mostrado este martes su preocupación por la ola de violencia registrada recientemente en el estado birmano de Rajine, donde en los últimos días han muerto cerca de 70 personas a manos del Ejército.

La jefa de prensa del Departamento de Estado, Elizabeth Trudeau, ha señalado que desde Washington están siguiendo la situación de cerca, y tratando de obtener información sobre los recientes acontecimientos.

"Debo decir que el embajador estadounidense en Birmania, Scot Marciel, junto a una delegación de miembros del Departamento de Estado y de otras agencias del país, ha tenido una reunión con el Gobierno birmano este mismo martes en la capital, Naipyidó", ha señalado Trudeau, en su rueda de prensa diaria.

La delegación estadounidense ha subrayado "la necesidad de que el Gobierno facilite una investigación fiable e independiente de las acusaciones" contra las fuerzas de seguridad, con el objetivo de "mejorar su transparencia y el intercambio de información".

Asimismo, Trudeau ha solicitado que se permita el acceso de los medios de comunicación y de ayuda humanitaria a las áreas del estado donde, el pasado 9 de octubre se registraron varios ataques que acabaron con la muerte de nueve guardias fronterizos. El Gobierno cree que un grupo de cerca de 400 musulmanes rohingya planeó y ejecutó los ataques.

En este sentido, la jefa de prensa del Departamento de Estado ha señalado que la visita del embajador al estado de Rajine ha sido un "paso positivo" para mejorar el acceso internacional a la zona, si bien ha señalado que es importante que el Gobierno "haga más" por contener la violencia y entregar asistencia a los afectados.

El Ejército se ha desplegado por el norte de Rajine, cerca de la frontera con Bangladesh, después del ataque del 9 de octubre, bloqueando el acceso a la zona a los trabajadores y a la mayoría de los periodistas.

Por su parte, los musulmanes rohingya han acusado al Ejército de violaciones y de incendiar las viviendas de los civiles, algo que tanto el Gobierno como el Ejército niegan.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies