EEUU sanciona a dirigentes de Birmania, Sudán del Sur y Gambia por violaciones de Derechos Humanos

Refugiados rohingya en Cox Bazar
REUTERS / HANNAH MCKAY
Publicado 21/12/2017 18:09:49CET

El presidente del Consejo Supremo Electoral de Nicaragua, un diputado de Guatemala y un empresario dominicano también figuran en la 'lista negra'

WASHINGTON, 21 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Estados Unidos ha anunciado este jueves la imposición de sanciones contra 52 personas y entidades por corrupción y violaciones de los Derechos Humanos, entre ellos el militar birmano responsable de la represión contra la minoría rohingya, el expresidente de Gambia Yahya Jamé y un antiguo asesor del presidente de Sudán, Salva Kiir.

El presidente norteamericano, Donald Trump, ha promulgado un decreto que plantea sanciones contra 13 personas acusadas de "graves" abusos contra los Derechos Humanos y corruptelas y de 39 personas y entidades afines, lo que implica un veto a los viajes y la congelación de los activos que puedan tener bajo soberanía de Estados Unidos.

La lista incluye, entre otros nombres, el de Maung Manung Soe, que como responsable de las operaciones militares en el estado birmano de Rajine es señalado como "responsable de amplios abusos de los Derechos Humanos contra los civiles rohingya" a raíz de los ataques cometidos por grupos insurgentes a finales de agosto.

El Departamento del Tesoro ha recordado que, para el Gobierno de Trump, la represión contra los rohingya equivale a "limpieza étnica" y ha asegurado que las fuerzas bajo mando de Maung cometieron "ejecuciones extrajudiciales, violencia sexual y detenciones arbitrarias, así como la quema de pueblos".

Por otra parte, la Administración norteamericana ha sancionado al expresidente gambiano Yahya Jamé por el "largo historial" de irregularidades acumuladas hasta que dejó el cargo, no sin tensiones, este mismo año. Su negativa a asumir la derrota electoral llevó al país al borde del conflicto armado, aunque ahora vive exiliado.

Washington ha atribuido a Jamé la creación de escuadrones dedicados a "amenazar, aterrorizar, interrogar y matar" a personas consideradas una amenaza y de utilizar los servicios de Inteligencia (NIA) como "herramienta represiva del régimen". Un director de la NIA, Yankuba Badjie, figura también en la 'lista negra' de Estados Unidos.

La vertiente africana continúa con el caso del sursudanés Benjamin Bol Mel, cuya carrera política ha estado vinculada a la del presidente, Salva Kiir, de quien ha llegado a ser el principal asesor financiero. Todo ello, mientras ha sido presidente de una poderosa constructora que ha obtenido del Estado contratos valorados en "decenas de millones de dólares".

Estados Unidos también apunta con el dedo a un "amigo cercano" del presidente de República Democrática del Congo, Joseph Kabila, sospechoso de acumular una fortuna gracias a "corruptos y opacos" contratos con los que sus empresas lograban explotar yacimientos de minerales y petróleos. Sólo entre 2010 y 2012, el país africano habría perdido más de 1.300 millones de dólares por los contratos favorables ofrecidos a firmas vinculadas al empresario Dan Gertler.

RUSIA Y CHINA TAMBIÉN APARECEN

La nueva estrategia de seguridad nacional esbozada esta semana por Trump señalaba a Rusia y China como potenciales amenazas para Estados Unidos y ambos países aparecen también en la actualización de sanciones revelada este jueves por el Departamento del Tesoro.

Por parte rusa aparece el nombre de Artem Chayka, hijo del fiscal general. Según Washington se ha aprovechado de la posición de su padre para obtener de forma "injusta" acuerdos con el Estado y presionar a los competidores de su empresa con quejas fraudulentas que derivaban en falsas investigaciones y operativos.

En Rusia se encuentra también Sergei Kusiuk, un antiguo responsable de las fuerzas especiales ucranianas que habría comandado la respuesta contra las manifestaciones pacíficas convocadas en Kiev en noviembre de 2013 y las acciones que concluyeron con la muerte de varios activistas en febrero del año siguiente. Antes de escapar a territorio ruso, "ordenó la destrucción de documentos", según el Tesoro norteamericano.

En el caso de China, Estados Unidos ha señalado a Gao Yan, jefe de seguridad de Pekín cuando fue detenido la activista Cao Shunli, que terminó falleciendo en marzo de 2014 bajo custodia debido a un supuesto fallo multiorgánico. Su cuerpo presentaba señales de haber atravesado condiciones extremas.

AMÉRICA LATINA

Estados Unidos dirige su acción contra varios dirigentes de América Latina, entre ellos el presidente del Consejo Supremo Electoral (CSE) de Nicaragua, José Rivas Reyes, acusado de aglutinar una "considerable riqueza personal" a pesar de cobrar 60.000 dólares anuales. También está acusado de "fraude electoral".

Por otra parte, el Departamento del Tesoro ha señalado al empresario dominicano Angel Rondón, que habría ejercido de intermediario entre la constructora brasileña Odebrecht y las autoridades del país caribeño. Rondón fue detenido en 2017 y acusado de corrupción por los sobornos que habría recibido de Odebrecht, cuyas tramas también han salpicado en estos últimos años a otros países del hemisferio occidental.

El congresista guatemalteco Julio Antonio Juárez Ramírez aparece en la lista como 'cerebro' de un ataque en el que fallecieron dos periodistas y otro resultó herido. La acción iba dirigida contra el periodista de 'Prensa Libre' Danilo Efrain Zapán López, cuyos articulos perjudicaban las aspiraciones políticas del diputado.