EEUU sanciona a siete oligarcas y 17 altos cargos rusos por "actividad maliciosa"

Donald Trump y Steven Mnuchin
REUTERS / KEVIN LAMARQUE - Archivo
Publicado 06/04/2018 15:09:24CET

WASHINGTON, 6 Abr. (EUROPA PRESS) -

Estados Unidos ha anunciado este viernes sanciones contra siete oligarcas, así como contra 17 altos cargos rusos y varias empresas estatales que considera que se benefician del régimen de Vladimir Putin y que han cometido "actividad maliciosa".

Entre los oligarcas sancionados figura Oleg Deripaksa, Vladimir Bogdanov, Igor Rothenberg, Kirill Shamalov, Andrei Skoch, Viktor Vekselberg y Viktor Vekselberg, mientras que entre los altos cargos figuran, entre otros, el ministro de Asuntos Internos, Vladimir Koilokoltsev, así como el secretario del Consejo de Seguridad ruso, un diputado y un gobernador regional, entre otros.

En el plano de las empresas estatales, las afectadas por la medida adoptada por el Departamento de Estado son la compañía armamentística Rosoboroneksport, a la que acusa de haber vendido armas al Gobierno sirio por "miles de millones de dólares en la última década", así como un banco subsidiario de dicha firma. También se verán afectadas por la nueva ronda de sanciones doce empresas propiedad de los oligarcas sancionados.

En un comunicado, el secretario del Tesoro estadounidense, Steven T. Mnuchin, ha denunciado que "el Gobierno ruso opera para el beneficio desproporcionado de los oligarcas y las élites gubernamentales".

"El Gobierno ruso se implica en una gama de actividad maliciosa en todo el mundo, incluida la continuada ocupación de Crimea y la instigación de la violencia en el este de Ucrania, el suministro al régimen de (Bashar) Al Assad de material y armamento mientras bombardea a sus propios civiles, intenta subvertir las democracias occidentales, y realiza ciberactividades maliciosas", ha añadido.

Mnuchin ha defendido que, con las medidas adoptadas por su departamento, "los oligarcas rusos y las élites que se aprovechan de este sistema corrupto no estarán protegidos de las consecuencias de las actividades desestabilizadoras de su gobierno".

Como resultado de la medida adoptada por la Oficina de Control de Bienes Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro, todos los bienes bajo jurisdicción estadounidense de las personas y entidades sancionadas quedarán congelados y se prohíbe a los ciudadanos estadounidenses tratar con todos ellos.