EEUU sopesa las opciones militares en Siria contra el Estado Islámico

Actualizado 06/07/2015 9:47:18 CET

WASHINGTON, 25 Ago. (Reuters/EP) -

Estados Unidos sopesa las opciones militares que podría llevar a cabo en Siria para combatir al Estado Islámico, según han revelado este lunes diversas fuentes estadounidenses a la agencia de noticias Reuters, subrayando que aún no se ha tomado ninguna decisión al respecto.

El jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, el general Martin Dempsey, adelantó la semana pasada que el combate al Estado Islámico tendría que abordarse eventualmente "desde ambos lados de la actualmente inexistente frontera entre Siria e Irak".

Su portavoz ha confirmado hoy que todas las opciones militares que podrían llevarse a cabo contra los milicianos suníes en Siria están siendo analizadas, pero ha hecho hincapié en la necesidad de "formar una coalición con socios europeos y regionales".

Dempsey, "junto al Comando Central, está preparando opciones para abordar el problema del Estado Islámico tanto desde Irak como desde Siria con una variedad de herramientas militares, que incluyen bombardeos", ha revelado.

Otros dos funcionarios estadounidenses han confirmado a Reuters que Estado Unidos contempla la posibilidad de combatir al Estado Islámico desde Siria, detallando que la idea surgió hace semanas.

Sin embargo, todas las fuentes han coincidido en que, de momento, se trata solamente de una idea, descartando una operación militar inminente en territorio sirio. "Todavía no estamos en eso", ha dicho uno de los informantes.

OFRECIMIENTO SIRIO

El ministro de Exteriores sirio, Walid al Mualem, ha ofrecido este lunes la colaboración de su Gobierno en los esfuerzos regionales e internacionales para combatir el terrorismo pero ha advertido de que cualquier paso relativo a Siria debería coordinarse con Damasco.

Al Mualem ha advertido de que los bombardeos por sí solos no bastan para combatir al Estado Islámico, subrayando que cualquier ataque sobre territorio sirio requiere la aprobación de Damasco, ya que de lo contrario sería una agresión.

La oferta de colaboración siria, sin embargo, no cuenta 'a priori' con el visto bueno de las principales potencias. La semana pasada, el ministro de Exteriores británico, Philip Hammond, ya avisó de que distintos gobiernos no se convierten necesariamente en "aliados" por "estar combatiendo a las mismas personas".

En este misma línea se ha expresado hoy el Gobierno alemán. El portavoz del Ministerio de Exteriores, Martin Schaefer, ha admitido que es "difícil" una cooperación con el régimen de Bashar al Assad. En este sentido, ha dicho que no quiere "irse a la cama con el menos malo", en una comparación entre Damasco y el Estado Islámico.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies