Egipto celebrará la primera vuelta de las presidenciales el 23 y 24 de mayo

Actualizado 29/02/2012 18:42:06 CET

EL CAIRO, 29 Feb. (Reuters/EP) -


   Egipto celebrará la primera ronda de las elecciones presidenciales los próximos 23 y 24 de mayo, según ha anunciado este miércoles el jefe de la Comisión Electoral Presidencial de Egipto, Farouk Sultan, que ha confirmado para los días 16 y 17 de junio la segunda vuelta.

 

   Sultan también ha adelantado que el nombre del vencedor definitivo se conocerá el 21 de junio, calendario que cuadra con la promesa del Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas de traspasar el poder a finales de ese mes.

   Hasta ahora, el único plazo que se conocía de forma oficial era que los aspirantes a suceder a Hosni Mubarak como jefe de Estado deben formalizar su candidatura entre el 10 de marzo y el 8 de abril.

   La campaña electoral arrancará el 30 de abril y se prolongará durante 21 días. Durante este periodo, cada candidato podrá gastar un máximo de 10 millones de libras egipcias (unos 1,25 millones de euros).

   El responsable de la Comisión Electoral había expresado el martes su deseo de dar a los egipcios residentes en el extranjero tiempo suficiente para entregar su voto, aspecto que no se contempló en las elecciones parlamentarias. "Queremos que participen para decidir el futuro de su país", declaró Sultan, en referencia a los ocho millones de expatriados.

CANDIDATOS

   Algunos precandidatos como el ex secretario general de la Liga Árabe Amr Musa y el antiguo miembro de Hermanos Musulmanes Abdel Moneim Abol Fotoh ya han comenzado con los actos para tratar de ganarse el apoyo de la población.

   El actual responsable de la Liga Árabe, Nabil Elaraby, ha sonado como posible opción de consenso en un escenario sin un claro favorito, pero Elaraby ya ha aclarado que no tiene en mente presentarse a las elecciones.

   La escena política egipcia ha variado considerablemente desde la caída de Mubarak, presidente durante tres décadas, y se encuentra dominado por los islamistas, con el partido de los Hermanos Musulmanes, Libertad y Justicia, como formación mayoritaria en las dos cámaras del Parlamento. Los Hermanos, movimiento prohibido durante el régimen de Mubarak, aún no han aclarado a qué candidato respaldarán.