La Policía egipcia desnuda y agrede en plena calle a un manifestante detenido

 

La Policía egipcia desnuda y agrede en plena calle a un manifestante detenido

Actualizado 02/02/2013 9:08:09 CET

MADRID, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

Varios agentes de la Policía egipcia han desnudado y agredido este viernes en plena calle a uno de los manifestantes detenidos durante las protestas celebradas durante la jornada contra el presidente, Mohamed Mursi, según un vídeo aireado por la cadena de televisión Al Hayat.

El agredido, que ha sido identificado como Hamada Saber, ha sido trasladado al hospital policial de Nasr City, donde ha sido atendido de las heridas que ha sufrido durante el linchamiento, que ha tenido lugar en los alrededores del palacio presidencial.

El ministro de Interior, Mohamed Ibrahim, iniciará medidas legales contra los agentes responsables del suceso, motivo por el que ha notificado a la Fiscalía que abra una investigación y que ordene la detención de los agentes, según fuentes gubernamentales citadas por el diario egipcio 'Al Ahram'.

Por su parte, el portavoz de Hermanos Musulmanes Ahmed Sarif ha condenado firmemente el suceso y ha dicho que las imágenes "únicamente a los agresores".

En los enfrentamientos registrados entre manifestantes y fuerzas de seguridad ha muerto un joven de 23 años, según ha informado la activista y abogada Rajia Omran al diario. Omran ha afirmado que el manifestante fallecido presenta heridas de bala en el cuello y en el pecho.

Los enfrentamientos entre manifestantes y agentes de la Policía han dejado en torno a medio centenar de heridos después de que las fuerzas de seguridad dispersasen con gases lacrimógenos y chorros de agua a la multitud concentrada junto al palacio presidencial, según un primer balance confirmado por un portavoz médico.

El responsable del servicio de ambulancias de la capital egipcia, Mohamed Sultan, ha informado de que, hasta las ocho de la noche, tenían registrados al menos a 48 heridos, según el periódico 'Al Masri al Youm'. La mayoría de las personas atendidas han sufrido contusiones o problemas derivados de la inhalación del gas lacrimógeno lanzado por la Policía.

La oficina del presidente, Mohamed Mursi, ha difundido un comunicado en el que ha condenado estos incidentes, vinculados con "prácticas anarquistas". En este sentido, la Presidencia ha lamentado que unas protestas que comenzaron de forma "pacífica" hayan degenerado en altercados.

Al menos 57 personas han fallecido en todo el país en la última oleada de violencia que sacude Egipto, iniciada con las manifestaciones contra el Gobierno durante la conmemoración del segundo aniversario de la revolución que derrocó al expresidente Hosni Mubarak.

A las protestas contra Mursi se han sumado los disturbios en Port Said tras conocerse la condena a muerte de 21 implicados en la masacre del Estadio de Port Said, en la que en febrero del año pasado murieron 74 personas en enfrentamientos entre seguidores del club local y un equipo de fútbol cairota.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies