El Ejército nigeriano comienza un "despliegue masivo" en el norte tras la emergencia decretada en tres estados

Actualizado 15/05/2013 17:16:42 CET

LAGOS, 15 May. (Reuters/EP) -

El Ejército nigeriano ha iniciado un "despliegue masivo de hombres y recursos" en la zona noreste de Nigeria, un día después de que el presidente del país, Goodluck Jonathan, declarase el estado de emergencia en los estados de Borno, Adamawa y Yobe.

La oficina de Defensa de Nigeria ha enmarcado este despliegue dentro de los esfuerzos del Gobierno para mantener la "integridad territorial" y garantizar la seguridad de "todos los territorios dentro de las fronteras" del país africano.

Numerosos camiones con soldados han llegado a las localidades de Yola, capital de Adamawa, y Maiduguri, capital de Borno, según fuentes locales y testigos. Pocas personas en las calles y tiendas y colegios cerrados han sido la tónica dominante en ambos casos.

"Lo que vi me asustó", ha declarado un habitante de Maiduguri, Ahmed Mari, que nunca había visto soldados. Otro ciudadano, Kabir Laoye, ha mostrado su temor a que la población civil termine atrapada en los combates entre la secta islamista Boko Haram y las fuerzas del Gobierno.

Jonathan ordenó el miércoles el despliegue "inmediato" de tropas en la parte norte, donde la "rebelión" y la "insurgencia" de "grupos terroristas" representa "una amenaza muy grave para la unidad nacional".

El mandatario citó como ejemplo de esta violencia los ataques contra instalaciones oficiales y el "asesinato de ciudadanos inocentes y de funcionarios del Estado". "Han prendido fuego a casas y han tomado como rehenes como mujeres y niños", lamentó, antes de tachar estos actos de "declaración de guerra".

Decenas de miembros de Boko Haram llegaron la semana pasada a bordo de autobuses y otros vehículos a la ciudad de Bama y lanzaron una serie de ataques contra instalaciones oficiales que provocaron 55 muertos, en su mayoría miembros de las fuerzas de seguridad. Además, el asalto permitió la fuga de un centenar de presos.

Días antes, decenas de personas perdieron la vida durante una ofensiva en la localidad de Baga, también en el estado de Borno, durante una redada de las tropas nigerianas, nigerinas y chadianas. Los habitantes de la zona culparon a los soldados de la mayoría de las muertes.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies