El Ejército de Yemen abate a 17 milicianos islamistas

Actualizado 24/11/2011 19:03:36 CET

SANÁ, 24 Nov. (Reuters/EP) -

El Ejército de Yemen ha abatido este jueves en la zona sur del país a 17 milicianos durante una ofensiva contra posiciones de grupos islamistas, según ha confirmado un portavoz de las autoridades locales.

Los militares realizaron disparos de artillería contra supuestas posiciones insurgentes cerca de Zinjibar, la capital de la provincia de Abyan.

Estos hechos se suman a la muerte de al menos cinco personas cuando hombres armados, entre los que había efectivos de las fuerzas de seguridad yemeníes, han abierto fuego contra manifestantes congregados en el centro de Saná, según han informado testigos y un responsable de un hospital.

Según los testigos, los hombres armados han disparado contra los manifestantes que se encontraban en la calle Zubayr. Al menos cuatro cadáveres llevados desde el lugar de los hechos estaban a la vista en un hospital cercano, donde un responsable ha cifrado en cinco los muertos hasta ahora.

Ibrahim Alí, un hombre de 22 años que había ido a un hospital tras resultar herido en la rodilla, ha afirmado que "hombres leales al Gobierno dispararon contra los manifestantes desde azoteas, desde algunas tiendas y desde un coche en movimiento". Algunos testigos han indicado que en los ataques han participado efectivos uniformados de las fuerzas de seguridad.

Estos sucesos se producen tan solo un día después de que el presidente del país, Alí Abdulá Salé, accediera finalmente a firmar el acuerdo de transición con la oposición por el que se compromete a ceder el poder a su vicepresidente. Los manifestantes, que llevan meses congregados en la llamada plaza del Cambio, no están de acuerdo con que se haya dado inmunidad al presidente y a sus familiares en virtud del pacto.

Otro manifestante, Nael, ha explicado que lo que estaban pidiendo es, precisamente, que el jefe de Estado no tenga esa inmunidad: "Estábamos protestando en la calle Zubayr para reclamar que Salé y sus partidarios sean juzgados cuando, de repente, fuimos atacados por hombres armados vestidos de civil que dispararon directamente contra nosotros".

ENFRENTAMIENTOS ENTRE JÓVENES Y POLÍTICOS

Por otro lado, dos grupos de enemigos de Salé se han enfrentado entre sí este jueves en Saná y, como resultado, al menos 45 personas han resultado heridas, según Mohamad al Qubati, director del hospital de campaña instalado cerca de la plaza del Cambio.

Varios jóvenes manifestantes se han enfrentado a miembros del partido islamista Islah, que antes era aliado de Salé y luego se volvió en su contra y empezó a apoyar a quienes desde hace diez meses piden su dimisión en las calles, lanzándoles botellas y piedras.

"¡La gente quiere que Islah caiga!", "Es nuestra revolución, ¡abajo Islah!", han gritado los manifestantes. Miembros de ambos bandos se han pegado puñetazos.

Los jóvenes han ridiculizado a la coalición opositora que ha firmado el acuerdo con Salé y han acusado a los grupos que la integran de ser cómplices de los crímenes cometidos por el presidente y de formar parte de la élite política a la que ellos quieren echar del poder.

"No vamos a permitir que secuestren nuestra revolución, Islah debe abandonar la plaza", ha subrayado Sami Atfari, un estudiante de 22 años.