ElBaradei regresa a Egipto para protestar contra el régimen de Mubarak

Partidarios egipcios de ElBaradei
© ASMAA WAGUIH / REUTERS
Actualizado 27/01/2011 8:54:04 CET

EL CAIRO, 27 Ene. (Reuters/EP) -

El opositor egipcio Mohamed ElBaradei ha declarado poco antes de su regreso a Egipto que "no hay otra opción" más que volver al país y salir a la calle para protestar en contra del régimen del presidente, Hosni Mubarak.

"Voy a volver a El Cairo y voy a volver a las calles porque, realmente, no hay otra opción. Sales ahí fuera con este inmenso número de gente y esperas que las cosas no se pongan feas, pero hasta el momento el régimen parece que no ha entendido el mensaje", ha señalado en declaraciones a la página estadounidense 'The Daily Beast'. En su opinión, muchos egipcios no tolerarán un Gobierno de Mubarak ni siquiera durante un periodo de transición.

Para el ex director general de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) y premio Nobel de la Paz, es "evidentemente falsa" la idea de que los líderes árabes autoritarios como el dirigente egipcio son el único baluarte válido frente al extremismo islamista.

"Si hablamos de Egipto, hay un espectro entero de gente que es laica, liberal, orientada al comercio, y si les das una oportunidad, se organizarán para elegir un Gobierno que es moderno y moderado", añadió ElBaradei.

Una manifestación convocada para este viernes ya contaba con 24.000 seguidores en la red social Facebook apenas unas horas después de ser anunciada.

Estados Unidos, que tiene en Mubarak un gran aliado en Oriente Próximo, ha llamado a la calma, al tiempo que pide a las autoridades que establezcan reformas para atender las demandas de la población.

"Creemos firmemente que el Gobierno egipcio tiene una gran oportunidad en este momento de la historia para implementar reformas políticas, económicas y sociales con el fin de responder a las necesidades e intereses legítimos del pueblo egipcio", ha dicho la secretaria de Estado, Hillary Clinton.

Las manifestaciones desencadenadas el martes, en parte orientadas por las vividas en Túnez, han dejado hasta la fecha un saldo de cuatro muertos y al menos 500 detenidos, según el Ministerio del Interior. Esta última cifra sería mucho mayor si se atiende a otras fuentes.

Las elecciones presidenciales están previstas para el próximo mes de septiembre, aunque todavía se desconoce si Mubarak, de 82 años, volverá a presentarse o dejará paso a su hijo Gamal.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies